Vidas paralelas: Alfredo Stroessner y Jorge Videla

La vigencia de dos dictaduras criminales, con 22 años de diferencia en el tiempo, nos enseñan sin embargo un parentesco extraordinario, tanto en su inspiración e ideología, en su origen golpista, en su operatividad, en todo su desarrollo, y en sus consecuencias nefastas para nuestros pueblos.

Las fechas son: 1954 y 1976.

En 1954, se realiza en Guatemala una reunión de la OEA, y  J. Foster Dulles, en nombre de los EE.UU. establece que en la GUERRA FRIA, la política a poner en marcha es una  “DEMOCRACIA SIN COMUNISMO”, para lo cual  planifica en 1954 el golpe de estado en Guatemala, derrocando al presidente  democráticamente electo Jacobo Arbenz, quien había anunciado la puesta en marcha de la Reforma Agraria, lo cual fue amenaza para la United Fruit Company (casi dueña del país), y colocando como presidente de facto al coronel  Castillo Armas. Guatemala es un país influyente en toda Centro América.

También en 1954, ante el avance de la Revolución Boliviana, que se gestó en 1952, y que también había iniciado la nacionalización de las minas y la Reforma Agraria, con posible impacto en el espacio central de Sudamérica, Foster Dulles orquesta el Golpe de Estado en Paraguay.

 El 4 de mayo de 1954, el General Alfredo  Stroessner encabezó el golpe militar contra el gobierno de Federico Chávez, dirigente del Partido Colorado (ANR), sector democrático.

Y puso en marcha la dictadura de casi 35 años, apoyándose en el mismo partido colorado, “alquilando” dicho partido. Así nació la trilogía GOBIERNO+FF.AA.+ANR, es decir la militarización del “partido alquilado”.

Las décadas del 60 y del 70, se caracterizaron por procesos de despertar de los pueblos, de tal suerte que como respuesta, en 1964, en Brasil se da el Golpe de Estado de los militares instaurando la brutal represión con la DOCTRINA DE LA SEGURIDAD NACIONAL, pero surge  en 1968 la Revolución Peruana con el Chino Velasco, y  en 1970, triunfa en las elecciones celebradas en Chile Salvador Allende, y se generan muchas agitaciones en Uruguay con el Frente Amplio y los Tupamaros, que inquieta profundamente a los EE.UU.

Eso explica el golpe de estado y los bombardeos a la Casa de la Moneda para derrocar al Presidente Allende, quien fallece en el enfrentamiento, y luego se da el Golpe de Estado en Uruguay.

El artífice de estos golpes de estado, y de los posteriores, fue Henry Kissinger – USA –

 En Argentina, con el regreso del General Perón, apoyado por fuerzas progresistas, se crea un nuevo clima, y gana las elecciones, asumiendo la presidencia en 1973, pero fallece en 1974, ocupando la presidencia la Vice Presidenta, creándose rápidamente un clima de difícil gobernabilidad.

Aparecen las Fuerzas Armadas, inspiradas por el mismo imperio norteamericano.

El General Rafael Videla, apoyado en una troika (con el Almirante Massera y el Gral. Viola), el 24 de marzo    de  1976,  encabezó el golpe militar contra el gobierno constitucional de Isabel Martínez de Perón.

 Y rápidamente surgió  el “parentesco” entre los dos dictadores, dos VIDAS PARALELAS.

 Ambos contaban con el visto bueno de Washington y de Brasilia.

Ambos pretendían supuestamente salvar la civilización occidental y cristiana de la garra del comunismo. El fantasma del comunismo les  ayudó a implementar un sistema de violencia terrorista, y cometer todas las violaciones a los derechos humanos. Para el efecto, ambos disolvieron el congreso, prohibieron  toda actividad política y sindical, favorecieron la entrada de las empresas multinacionales en complicidad con los empresarios nacionales. Ambos entregaron la Soberanía Nacional. El Paraguay con Itaipú y Yacyretá. Argentina desmontó su proceso de industrialización e inició el proceso de privatización.

Ambos ensalzaban su honor castrense.

Stroessner ya llevaba 22 años reprimiendo y asesinando, y expulsando sacerdotes.

Videla creyó que estaba llevando adelante el PROCESO DE REORGANIZACION NACIONAL, – decía que era un proceso con objetivos y sin plazos -, mientras que Stroessner creyó concretar una “democracia sin comunismo” luego de recibir la visita del entonces Vice Presidente norteamericano Richard Nixon.

Los dos regímenes totalitarios instalaron en la sociedad el TERROR – MIEDO paralizante, como Política de Estado. En ese contexto apareció el pacto criminal de la OPERACIÓN CONDOR. (Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Paraguay y Uruguay).

El mentor de Stroessner en materia de la OPERACIÓN CONDOR  fue el dictador brasileño/alemán Ernesto Geisel y Videla  estaba pendiente de sus órdenes. Este hecho nos hace recordar que Bartolomé Mitre también vivía pendiente de las instrucciones de Itamaraty durante la guerra de la TRIPLE INFAMIA contra el Mariscal Francisco Solano López.

Videla y Stroessner  se creyeron Dioses, amos de la vida y de la muerte de sus súbditos.

El enemigo no era Stroessner, tampoco Videla sino el sistema monstruoso (militar -político y económico) que crearon con el apoyo de los EE.UU. Actuaron como  Luis XIV. Creyeron que ellos eran el Estado. Ambos convirtieron la educación en mercancía y brotaron como hongo los centros educativos privados  de baja calidad.

Según el periodista de Página 12, Dario Pignotti, el Embajador de Brasil en Argentina, Francisco Azeredo da Silveira recomendó a su gobierno cerrar las fronteras para colaborar con el golpe de estado que promovió Videla y colaborar estrechamente con su gobierno. Geisel autorizó al gobierno de facto argentino la “neutralización” de brasileños en territorio argentino.

Ambos impulsaron la destrucción económica del país como las bases del  NEOLIBERALISMO. Provocaron  la retirada del Estado de la economía, de las finanzas y del espacio social. En cambio, promovieron  un avance del mercado, lograron ambos imponer MERCADO TOTAL E INSEGURIDAD TOTAL.

Y para revelar su hipocresía, ambos se arrodillaban en las misas. Videla no dejaba de comulgar nunca, y jamás mostraron arrepentimiento, ni pidieron perdón porque dicho gesto noble y altruista no formaban parte de sus valores morales.

Videla cometió un crímen mayor con la sustracción de criaturas, ocultamiento de menores, asesinato de sus madres detenidas/desaparecidas. Asesinato de Obispos, sacerdotes y monjas.

Stroessner, según declaración del chofer del ex Jefe de Policía, Sargento Acosta, se bañaba con la sangre de criaturas sustraídas  para su tratamiento de la piel. Ambos dejaron miles de familias destrozadas que hasta la fecha no pueden elaborar sus duelos.

Por eso las ABUELAS DE PLAZA DE MAYO significaron su tormento.

Videla tiraba a sus opositores en el Río  de la Plata, y Stroessner tiraba a sus víctimas sobre la selva de Charará, hoy Eugenio A. Garay, y en el Río Paraná.

El  TERRORISMO DE ESTADO lleva impresa las huellas digitales de Stroessner y Videla, como también de sus congéneres como Pinochet y otros criminales. La tortura se erigió  en un sistema durante los gobiernos de Stroessner y Videla. (tambien en los otros países del Condor)

Videla gozaba de la total complicidad de parte de la jerarquía católica. Stroessner solamente contaba con el apoyo de sus vicarios castrenses. La jerarquía estaba con el pueblo, representada por el Monseñor Ramón Bogarín Argaña e Ismael Rolón. El primero fue el fundador de las Ligas  Agrarias Campesinas.

Funcionarios y represores de la dictadura de los dos países pasaron a ser luego, funcionarios de la pseudo-democracia.

Ambos fueron declarados Ciudadanos ilustres en sus respectivos pueblos de origen.

Stroessner, con una hipocresía sin límites, se declaró perseguido político en su país de adopción, Brasil. Videla se declaró  preso político en la cárcel.

Stroessner fue declarado por la justicia paraguaya reo prófugo de la justicia, pero fue protegido por los militares brasileños “Los barones de Itaipu”. Videla fue condenado a cadena perpetua abandonado por  los genocidas brasileños, también Washington le dió la espalda.

Stroessner murió en Brasilia  el 16 de  agosto del 2006, y  fue enterrado allí porque en Paraguay la gente se movilizó con el  slogan “ NI MUERTO TE QUEREMOS”.

Videla se murió en la Cárcel de Carlos Paz el 17 de mayo de 2013. Sus restos se encuentran todavía sin recibir el entierro, porque nadie quiere recibir esos “restos”. Se repite el slogan “NI MUERTO TE QUEREMOS”.

Para los dictadores de esta calaña, es temible y tiene carácter subversivo el que piensa y tiene un proyecto de vida propia y comunitaria. Por eso mi delito de pensar en VOZ ALTA  en la Universidad Nacional de La Plata, Argentina, inspirado en la educación liberadora de Paulo Freire, fue tipificado  como TERRORISMO INTELECTUAL (1974/1977).

Frente a estas dictaduras y regímenes represivos inspirados por el imperio norteamericano y las políticas neoliberales, que a diario hacen más pobres a nuestros pueblos, sólo cabe la lucha permanente por la liberación, para lo cual se requieren cambios sociales y económicos profundos a partir de la educación liberadora de Paulo Freire.

 

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.