Viceministra advierte que mujer embarazada está en riesgo de muerte porque no es sometida a aborto

Un caso que abre la polémica. Por Dionisio Arce, del Blog Cuarto Poder.

Imagen ilustrativa.

El artículo 4 – DEL DERECHO A LA VIDA, de la Constitución Nacional determina: “El derecho a la vida es inherente a la persona humana. Se garantiza su protección, en general, desde la concepción. Queda abolida la pena de muerte. Toda persona será protegida por el Estado en su integridad física y psíquica, así como en su honor y en su reputación. La ley reglamentará la liberta de las personas para disponer de su propio cuerpo, sólo con fines científicos o médicos”.

Ante este derecho constitucional, y conociendo de que el Código Penal del Paraguay (artículo 352) exime de responsabilidad a los médicos que provocan aborto para salvar la vida de la madre, las autoridades médicas del país siguen aguardando una orden judicial de la jueza Gloria Benítez. Sin embargo, viceministra de Salud, Dra. Raquel Escobar, advirtió que la mujer con embarazo ectópico o extrauterino corre riesgo de muerte.

Llama la atención de que los médicos del Hospital Materno Infantil no hayan operado a la mujer embarazada pese a que, científicamente, conocen que el embarazo ectópico no puede prosperar y que la madre corre alto riesgo de vida. El esposo de la paciente pidió un amparo judicial el pasado 24 de octubre y hasta la fecha no se resuelve porque la jueza espera un informe del Comité de Bioética del Hospital de Clínicas.

“Ante esta realidad en particular, la cartera sanitaria recomienda que la mujer sea sometida a una interrupción del embarazo por ser ectópico, pues de no hacerlo, las probabilidades de que la mujer se salve son pocas. A raíz de esta situación, el Ministerio de Salud sugiere que la embarazada sea sometida a los procedimientos quirúrgicos de forma urgente, a los efectos de salvaguardar la vida de la mujer y preservar los órganos reproductivos de la misma para próximos embarazos”, dice un comunicado del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social. El informe se basa en una opinión de la viceministra de Salud, Dra. Raquel Escobar.

“Esta mujer tiene 7,7 veces más posibilidades de morir que si fuera un embarazo tubárico; y tiene 90 veces más de riesgos de fallecer que si fuera un embarazo intrauterino. Acá estamos hablando de que ella corre peligro de muerte inminente. Cada hora que pasa estamos exponiendo más la vida de esta mujer”, señaló tajante la doctora.

Mencionó que a medida que el embarazo vaya avanzando, los vasos irán infiltrándose en búsqueda de sangre; cuando esto sobreviene ocasiona una hemorragia masiva. “Puede ocurrir infiltración del útero y de órganos vecinos, y esto complicaría más las posibilidades para una maternidad futura”, puntualizó la profesional.

La Viceministra de Salud aduce que las perspectivas de que la madre y el bebé se salven estando en estas condiciones son bajas. “Aquí estamos hablando de salvaguardar la vida de por lo menos la madre”, indicó, por lo que recomienda que la interrupción del embarazo debe darse lo antes posible.

Por: Dionisio Arce, del Blog Cuarto Poder.

Comentarios

Publicá tu comentario