Hija de Medina califica de “inhumanos” a directivos de Abc Color

No hay comentarios

Dyrsen Medina, hija del asesinado periodista Pablo Medina, corresponsal de Abc Color en Canindeyú, lanzó varias acusaciones contra los directivos de la empresa donde trabajaba su padre.

La hija habló en radio UNO sobre la manifestación de ayer donde estuvieron con varios familiares, marchando en Asunción hasta la plaza de la Democracia pidiendo justicia por la muerte de su padre. La actividad había sido organizada por la revista antimafia, y vinieron incluso periodistas de países como Italia, Argentina, Chile y otros. Dyrsen reclamó que ningún directivo ni periodista de Abc Color los acompañó ayer.

Por otra parte, recordó que denunció públicamente ayer “a la gente de Abc”. “No proporcionaron nada de atención, nada de nada. Estamos muy indignados”, expresó.

Recordó que su padre dio la vida por la verdad, trabajando en su profesión y que se encuentra muy indignada con el director del medio, Aldo Zuccolillo. Relató que había ido al diario, y el empresario por medio de la recepcionista le mandó decir “que no estaba en condiciones de recibirle”. “No tuve ninguna entrevista con él”.

La enviaron con la gente de recursos humanos. Allí, fue a ver el estado laboral de su papá. “Me encuentro con una sorpresa desagradable, es para quedarse por el piso, es una vergüenza. No contaba con ningún seguro de vida”, resaltó. Agregó además que nunca le pusieron ningún custodio policial y que en ocasiones incluso él contrabata con su dinero, “el pagaba de su propio sueldo, que no debía ser, con el sueldo miserable, porque era un sueldo miserable lo que a él le pagaban”.

Resaltó que todos los directivos de Abc Color sabían que se encontraba en una zona hostil. “No hicieron nada por él, no le respaldaron. No lo protegieron, no valoraban su sacrificio”.  Incluso el periodista les había solicitado protección, dijo.

Lamentó que “ahora quieren seguir lucrando, utilizando su nombre”.

“Lo mínimo es hacerse responsable de la muerte de mi papa, que mis abuelos, padres, reciban una indemnización por parte de ellos, es lo mínimo que esperamos”.

Dyrsen indicó que la empresa le dijo que no podían hacer nada, “solo hacerse responsable de la funeraria y hacer el panteón”.

“No puede ser que sean tan inhumanos, que usan más de la cuenta a sus empleados, y ahora usan a un muerto para seguir lucrando”.

Relató además que cuando su abuelo, padre de Pablo, fue al diario para pedir ayuda para el panteón de Medina, le hicieron dormir en el piso del pasillo, tras días de hacerlo esperar.

 

 

Comentarios