Campesinos reciben con optimismo moderado acuerdo del gobierno

No hay comentarios

Asunción, (BASE-IS) Tras tres días de movilización la Coordinadora Nacional Intersectorial (CNI) logró llegar a un acuerdo con el Gobierno, el pacto firmado durante la noche del jueves aborda las principales reivindicaciones planteadas por los miles de campesinos y campesinas que llegaron a la capital. También se encontró una solución provisoria a la problemática de la Comunidad Indígena Takuara’i que hace cinco meses acampaba en la Plaza de Armas exigiendo la restitución de sus tierras.

“Estamos ante un gobierno insensible ante los problemas sociales de nuestro pueblo; haber logrado que este gobierno se siente a atender nuestros problemas es un logro de la movilización y el esfuerzo de los compañeros y compañeras” decía en la mañana de este viernes un referente de la CNI. En la Plaza las reuniones y rondas de debates se sucedían mientras se apuraban los últimos aprestos para retornar a las comunidades, tras cuatro días de una movilización que estuvo marcada por el hostigamiento policial que impidió que los campesinos puedan ejercer libremente su derecho a la protesta.

El acuerdo que se alcanzó en la noche del jueves durante una mesa de negociación con los principales referentes del ejecutivo y el legislativo incluye el compromiso del gobierno de trabajar por el acceso a la tierra para los campesinos, en ese sentido el Ejecutivo deberá recuperar los excedentes fiscales y ocupaciones de tierras que se encuentran en manos de personas no sujetas de la Reforma Agraria para poner las mismas a disposición de las y los pequeños productores. También se trabajará en que las tierras aptas para la reforma agraria que se encuentren en poder de la Secretaria Nacional de Administración de Bienes Incautados y Comisados (SENABICO) sean distribuidas a familias campesinas sin tierra. Además deberán agilizarse los trámites para la legalización y titulación de los asentamientos y tierras ocupadas por las familias campesinas actualmente.

Respecto a las deudas de los pequeños productores, el acuerdo establece que aquellos que tengan deudas con el Crédito Agrícola de Habilitación podrán refinanciar sus deudas en un plazo de hasta 10 años. Para quienes tengan deudas con la Banca Privada, contraídas para actividades agropecuarias, el Banco Nacional de Fomento se compromete a comprar las deudas y refinanciarlas, además de ofrecer nuevos créditos.

El gobierno se comprometió también a apoyar financieramente el desarrollo de la Agricultura Familiar Campesina, invirtiendo en proyectos productivos que serán planteados por las organizaciones ante el Ministerio de Agricultura y Ganadería. La Comunidad Takuara’i se asentará provisoriamente en un territorio indígena denominado Ñumi, donde recibirán asistencia estatal mientras el gobierno encuentre una salida definitiva al reclamo de restitución de sus territorios ancestrales.

“Este es apenas el inicio de la lucha, ahora hay que pelear para que cumplan y para que cambien las cosas en nuestro país. Hay mucho que hacer todavía” indicaba uno de los pequeños productores que había llegado hasta la capital. Haber instalado el debate y la visibilización de la realidad que atraviesan los campesinos parecen ser los logros más valorados por las organizaciones convocantes, que advierten que seguirán en acciones permanentes para evitar el incumplimiento del acuerdo por parte del gobierno.

Comentarios