Taxis deberían bajar sus precios

No hay comentarios

Por Julio Benegas Vidallet

El taxi en este país está preso de un antigua idea de que la persona que se movilizaba era rica, o algún pobre con alguna ceremonia especial, tipo boda, 15 años.

En el tiempo, las paradas se conviertieron en cotos de pequeños capitalistas, y entonces fue que la mayoría de los trabajadores dejaron de ser usuarios de su propia parada, generando el servicio una ganancia que debía cubrir costo de combustible, mantenimiento del auto y la renta del patrón.

Ahora que el taxi ha pasado a ser necesidad del común, absoluta mayoría en las sociedade metropolitanas, el servicio del taxi no ha discutido còmo enfrentar una realidad angustiante: la gente común no tiene el dinero que la tarfifa de taxi impone. No tiene para pagar 20.000 por 15 cuadras, o 45 para ir a la terminal o 100 para ir al aeropuerto.

¿Por qué en un escenario de mayor demanda popular el precio de los taxis no ha bajado para satisfacer dicha demanda?

La clase trabajadora no tiene dinero suficiente para invertir en los precios de los taxis.

Bajar la tarifa es la línea que deben adoptar. Esto bajará, claramente, la renta del patrón por cada servicio, pero aumentará en número de viajes. Una ecuación que propone más laburo para alcanzar los anteriores ingresos.

Popularizar el taxi, como ocurre en Buenos Aires y otras ciudades, es la línea de discusión, si los trabajadores de taxi quieren enfrentar con seriedad esta cosa llamada Uber o Muv mba’embo.

Comentarios

In : Blogs