Un sojero regula a los sojeros: Titular del Senave hacía lobby contra normativas de fumigación

Ayer aseguró que “hay uso correcto de los agroquímicos, no hay peligro para nadie”. Regis Mereles era presidente de la Asociación de Productores de Soja antes de llegar a Senave. MAG dice sin embargo que sojales llegan hasta rutas principales del país. El gobierno quiere minimizar violación de la ley poniendo en duda efectos de agrotóxicos.

El titular del Senave, Francisco Regis Mereles, decía hace un mes que la institución a su cargo no tiene capacidad de control y que, por lo tanto, los usuarios y comercializadores de agrotóxicos deben autorregularse. Foto: pj.gov.py.

El titular del Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (Senave), Francisco Regis Mereles, dijo ayer a Radio 1000 “hay uso correcto de los agroquímicos, no hay peligro para nadie”. Aseguró que Senave es la autoridad de aplicación de las normativas en el tema de las fumigaciones.

Respecto a las situaciones de conflicto generadas por el tema de las fumigaciones dijo que están “presentes donde puede haber diferencias, pero donde no haya mezcla o presencia de gente que hace una especie de agitación de esto, que mezcla con temas políticos, en algunos casos gente que está en contra de determinado producto, ya no podemos intervenir”.

Sojero

Antes de ser designado como titular del Senave, Mereles se desempeñaba como presidente de la Asociación de Productores de Soja (APS) y de la Unión de Gremios de la Producción (UGP).

En 2011 Mereles, en su calidad de representante de la APS había solicitado al Poder Ejecutivo que intervenga el Senave por el “abuso de autoridad e inconstitucionalidad” de la Resolución 660/11, que establecía la obligación de avisar con una anticipación de al menos 24 horas la realización de fumigaciones aéreas o terrestres. Durante el gobierno de Federico Franco había hecho una fuerte presión para derogar la ley de seguridad fronteriza, por el impedimento que significaba para los sojeros brasileros.

Mereles “es una persona que ha dado muestras inequívocas de que quiere mantener la desregulación para extender los monocultivos de soja sin ningún control, sin tener en cuenta los impactos, saboteando las acciones para mejorar la convivencia en el campo. No veo posibilidad de moderación ni de imparcialidad de parte de esta persona”, había advertido en agosto de 2013 Miguel Lovera, ex titular del Senave, tras conocerse la asignación del sojero en la función pública.

“El nombramiento de Mereles es un paso de cangrejo más hacia la desregulación del campo, profundizando la situación de paraíso fiscal del Paraguay. Mereles defenderá los excesos del sector sojero”, advirtió entonces Lovera.

Contradicción

El mes pasado, el mismo Regis Mereles  había admitido que Senave tiene incapacidad de controlar todas las fincas sojeras, debido a que solo tienen una camioneta por departamento. Ante esta situación, pidió a los sojeros que se autocontrolen. El mismo ahora asegura que cumplen con su trabajo, tras ser criticado por su incapacidad de gestión en el control de las fumigaciones y que están generando conflictos sociales.

MAG admite violación de leyes, pero minimiza

Por su parte, el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) expresó ayer su preocupación, en un comunicado, porque muchos cultivos de soja se están realizando incluso en las franjas de dominio del Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), principalmente a la vera de distintas rutas del país, muy próximas a las calzadas de las rutas. Esto, en abierta violación a las normativas del Senave que exigen las barreras de protección, como franjas de árboles, para evitar la dispersión de las fumigaciones.

Sin embargo, ayer también, el Ministro del MAG, Jorge Gattini, expresó que no existe registro de víctima alguna de fumigaciones, queriendo minimizar con esto la situación. Gattini obvió casos que tuvieron sentencia judicial, como el del niño Silvino Talavera, que falleció por las fumigaciones de glifosato utilizado en la soja.

Esta argumentación responde al discurso oficial que tilda de políticas e “ideológicas” las denuncias campesinas de la violación, entre otras, de las normativas de aplicación de agrotóxicos, para que no afecten a las comunidades.

Algunas leyes y normativas

La Ley N°123/91 «De Adopción de Nuevas Normas de Protección Fitosanitaria» establece en su Artículo 2° que «el Ministerio de Agricultura y Ganadería será el encargado de establecer las autoridades de aplicación de la presente Ley».

Las leyes sobre esta materia, las N°3.742/09, Ley Nº 123/91 y el Decreto N° 2.048/04, además de la resolución de aplicación del SENAVE, prohíben las fumigaciones con agroquímicos cuando la temperatura de ambiente supera los 32 grados.

Esto es lo que hace que las fumigaciones se realicen en horarios de ocaso o a la noche. También prohíben fumigaciones cuando el viento supera los 10 kilómetros por hora o si la humedad en el ambiente está por encima del 60 por ciento.

Las normativas también establecen que debe haber franjas de seguridad, sean vivas (barreras de árboles de más de cinco metros de altura de altura y dos de ancho) o de distancias no menores a 100 metros.

 

Comentarios

Publicá tu comentario