Titular del Indert dijo no tener “postura” sobre Marina Cue, y luego se fue de “parranda” con Rachid

Un día después que dijo no tener opinión formada sobre el conflicto de tierras, Pedro López tuiteó una foto suya con el fiscal del caso Curuguaty, Jalil Rachid, en un pub, con cara de “fiesta”. Aseguró conocer el caso solo por prensa, pero resultaron ser compañeros de trago. Rachid es favorable a los Riquelme.

El grupo del fallecido Blas N. Riquelme usurpó las tierras estatales y actualmente están en conflicto judicial con el Estado. ¿Influye su amistad en su falta de “postura”?

El tuit. Dijo conocer el caso Marina Cue solo por la prensa, pero resulto ser compañero de tragos de Rachid. El fiscal es conocido por su parcialidad manifiesta hacia los Riquelme.

El abogado Pedro Germán López Ibieta fue el seleccionado por Horacio Cartes para encabezar el Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (INDERT). Según dijo, las instrucciones del presidente para el mismo fueron: “luchar contra la corrupción, honestidad y sacar adelante la institución”.

En sus primeras declaraciones a la prensa el pasado 20 de agosto, al ser consultado sobre el caso Marina Cue, indicó que no tiene postura definida por no haber visto los documentos, pero que actuará “conforme a derecho”.  Dijo que no tiene una opinión formada, ya que solo conoce el problema a través de las informaciones de la prensa.

Marina Cue es el sitio de la masacre de Curuguaty, de junio de 2012, producida a raíz del conflicto generado por la apropiación ilegítima por parte de la familia de Blas N. Riquelme de dichas tierras Estado.

La fiesta

Al día siguiente de haber hecho estas declaraciones, 21 de agosto, en su cuenta de Twitter @LopezIbieta, compartió una foto en la que se lo ve compartiendo unos tragos en un pub con el fiscal del caso Curuguaty Jalil Rachid, ambos con cara de “fiesta”. Compartió la foto con el siguiente texto: “Sean y sientan Derecho UCA”. Ibieta y Rachid son docentes en la Facultad de Derecho de la Universidad Católica.

Jalil Rachid es conocido por su parcialidad manifiesta hacia la familia Riquelme en el caso Curuguaty, donde el mismo da por hecho en sus acusaciones contra los campesinos sobrevivientes de la masacre que las tierras que los políticos colorados usurparon al Estado les corresponde. Rachid habría estado vinculado sentimentalmente con una nieta de Don Blas. Su padre por su parte, Bader Rachid, fue un activo compañero “Don Blas” en el Partido Colorado. Ambos tienen en común haberse hecho de tierras malhabidas en la dictadura.

La misma Organización de Naciones Unidas (ONU), a través de su Comité de Derechos Humanos, había señalado la parcialidad de las investigaciones fiscales en el caso Curuguaty.

Postura

El Estado paraguayo mantiene un pleito judicial con la familia Riquelme por las tierras de Marina Cué. Las administraciones anteriores del Indert ratificaron la propiedad como estatal, y pugnaron por la misma. El anterior presidente –interino- del Indert, Juan Carlos Ramírez Montalbetti, en una de sus últimas intervenciones ratificó que las tierras de Marina Cue pertenecen al Estado paraguayo. “Resulta claro que se trata de tierras que son públicas, son nuestras y por lo tanto, no se debió entablar juicios sobre la propiedad. Al ser el Estado el dueño de un inmueble, nadie puede plantear un juicio de usucapión-como plantean los Riquelme-, pues los derechos del Estado no prescriben; se trata de un principio universal”, argumentó entonces.

¿Mantendrá la misma postura el actual presidente Pedro López Ibieta, o pesará su amistad con Rachid?

“Se terminó el carnaval con relación a cualquier tipo de malversaciones”, dijo Ibieta en su primera conferencia de prensa, y se fue de parranda con Rachid unas horas después.

 

 

Comentarios

Publicá tu comentario