Susy Delgado: «Creo que este momento nos impone multiplicar los esfuerzos para revitalizar la lengua guaraní»

La periodista, escritora bilingüe, estudiosa del guaraní y gestora cultural, Susy Delgado habla en esta entrevista sobre talleres literarios de redacción bilingüe recientemente desarrollados desde la Secretaría Nacional de Cultura, la lengua guaraní y los datos del último censo referidos a la disminución de guaraní hablantes en el país.

Nos ha llamado la atención, gratamente, los talleres de redacción bilingüe que, desde tu cargo de directora de Promoción de Lenguas de la Secretaría de Cultura, estas realizando en varias ciudades del país. Contanos de esa experiencia de salir a trabajar con la gente desde el Estado…

La verdad es que los Talleres Literarios Bilingües están entre lo más gratificante que hemos hecho desde la dirección a mi cargo, porque son los talleres de mayor profundidad y proyección entre todos los que hemos realizado, y por los resultados estupendos que conseguimos con ellos.

Estos Talleres nacieron de la inquietud de apoyar las vocaciones literarias de las comunidades del interior, de las cuales tenemos señales desde hace años, a través de nuestro trabajo cultural. Muchas de estas vocaciones no encuentran fácilmente un cauce de expresión y de desarrollo por la falta de políticas y proyectos más efectivos que las apoyen. Otra reflexión que se sumó a la creación de estos talleres es la gran vulnerabilidad lingüística que afecta a las sociedades como la nuestra, inmersa en la avalancha cultural de la globalización con una conciencia incipiente y frágil sobre los valores identitarios como la lengua. Y trabajar con la literatura es trabajar con la lengua, de modo que apoyar estas vocaciones significa contribuir con la afirmación de la lengua en estas comunidades, sin que ello signifique negarse al conocimiento de otras lenguas, otras literaturas y otras culturas. En este sentido, nos pareció prioritario iniciar estos talleres en zonas fronterizas, por ello elegimos Ciudad del Este y Encarnación para las primeras experiencias.

 ¿Qué nivel de creatividad y de afán de hacer desde la escritura encontraste en la gente que participó en los talleres?

Encontramos lo que esperábamos y más. Encontramos sobre todo una gran avidez por adquirir mejores instrumentos de expresión. Es probable que no todos los participantes se conviertan en escritores, pero en primer lugar, creo que una experiencia de trabajo con la palabra le sirve a todos -incluyéndome a mí misma, como conductora- y en segundo lugar, en el interior, como en cualquier parte del país, se descubren vocaciones auténticas y profundas, sostenidas a veces por talentos notables, que merecen ser difundidas como voces que expresan las inquietudes y visiones de estas comunidades, merecen encontrar caminos de afirmación y proyección. Heta tapicha jajuhu ko’árupi hemiandu pypukúva ha ikatupyrýva pe jehaípe; ha tekotevë ñaipytyvömi oñemombarete ha oñehenduka haguä pe oikohárupi ha ñane retä ipukukue jave.

Leímos que publicaron textos bilingües escritos por los participantes de los talleres

Sí, efectivamente, los talleres culminan con un libro que reúne los mejores trabajos realizados en el transcurso del ciclo. El programa de estos talleres contempla los géneros del cuento y la poesía, y lo más importante a mi parecer: que trabajamos en nuestras dos lenguas oficiales y mayoritarias, el guaraní y el castellano. El libro del taller de Ciudad del Este ya se está difundiendo y el de Encarnación está en proceso, queremos presentarlo en marzo, adhiriéndonos al 400 aniversario de esta ciudad.

¿Y cómo viste la actitud de la gente con el guaraní?

En principio, por los prejuicios y actitudes negativas que existen todavía sobre esta lengua nuestra, teníamos cierto temor de que fuera un tanto difícil trabajar con el guaraní, pero sin embargo, en los dos talleres realizados hasta ahora encontramos mucho interés por conocer las raíces, vertientes y formas de la literatura guaraní, y por mejorar el instrumento de la escritura en esta lengua. Así cosechamos finalmente muchos textos en guaraní, con mucha satisfacción. Oï niko umi oñe’ë poräva ha oimo’äva ndikatumo’äiha ohai guaraníme; ñamba’apóvo hendivekuéra kuatia ári, ¡mba’e guasúko ko jajuhúva!: omoïkuaa ra’e kuatia ári iñaputu’üme opupúva, ojora haguä pe hemiandu ha ojehechauka haguä ñane retäyguápe.

¿Cómo ves la implementación del programa de educación bilingüe desde el Estado?

Por un lado, hay que reconocer que la educación ha sido el único terreno en el cual el Estado paraguayo asumió la oficialidad de la lengua guaraní, alcanzada en el año 92; la Reforma Educativa se lanzó en el 94, con la gran novedad de un Plan de Educación Bilingüe que constituyó un hecho histórico. Con todos sus defectos, hay que reconocer ese gesto significativo dado por el Estado, pero lamentablemente, ese Plan no ha alcanzado sus objetivos de formar nuevas generaciones de ciudadanos bilingües coordinados, y ahora tenemos la prueba con los datos del último censo, que indica la disminución del 10 % entre los hablantes del guaraní; o sea, esta experiencia que ya lleva unos 19 años, no pudo evitar la declinación de la lengua mayoritaria del Paraguay, lo cual es bastante grave. Naturalmente, la educación no es la única culpable de esta situación, pero tiene su parte importante de responsabilidad. Tenemos una Ley de Lenguas desde hace dos años y una Secretaría de Políticas Lingüísticas desde hace un año y medio, pero todavía hace falta afirmar las posibilidades que se abren con las mismas. Si esta declinación de la lengua no se corrige, en algunas generaciones más podría desaparecer esta lengua, una de las más importantes de América. En lo que atañe al Plan de Educación Bilingüe, creo que el mismo debe ser revisado minuciosamente, de modo a hacer las correcciones necesarias. El Ministerio de Educación debe atender la deuda que todavía persiste con la lengua guaraní, pilar fundamental de nuestra cultura, entre sus principales prioridades; nuestros niños deben tener acceso al inglés y a todas las lenguas extranjeras posibles, pero hay una necesidad anterior, ineludible: que reciban educación en guaraní, que aprendan a leer y escribir y descubran todo el maravilloso mundo cultural que guarda, de un modo efectivo y placentero.

Nos gustaría que nos hagas una proyección de esa sociedad bilingüe plena que muchos paraguayos sueñan para el futuro de este país… ¿cómo ves esa posibilidad?

Creo que una proyección como ésa correspondería más a los técnicos, pero lo que se nos aparece como tragedia imperdonable, es la posibilidad de la desaparición de la lengua guaraní. En el Paraguay se ha hecho una apuesta por construir una sociedad bilingüe, pero mejorar los índices y la calidad del bilingüismo de los hablantes no debería ir nunca en detrimento de la lengua guaraní, ése es un camino de mutilación cultural grave.

Yo creo que los datos arrojados por el último censo obligan a un análisis cuidadoso y riguroso de todo lo que se ha hecho y todo lo que afecta al proceso lingüístico paraguayo, de parte de las autoridades. Creo que la educación tiene un rol fundamental en este tema y que el Estado todo debe asumir con mayor fuerza ese bilingüismo que ha elegido teóricamente como modelo lingüístico para la sociedad paraguaya, atendiendo y combatiendo en primer lugar, las causas que todavía relegan al guaraní de una valorización y vigencia efectiva en todos los ámbitos. El Estado debe poner asimismo mayor énfasis en la defensa de las lenguas indígenas, que constituyen otro filón cultural importante y otro campo de urgencias ineludibles. En cuanto al guaraní, creo que este momento nos impone multiplicar los esfuerzos para revitalizar la lengua guaraní, y para defender con mayor eficacia todo el acervo lingüístico del Paraguay, desde todas las instancias del Estado y de la sociedad civil. Ko ñe’ë ñeñangarekópe jarekóma mburuvicha guasu ha jarekóma léi ohechauka va’erä ñandéve tape, ha katu ñaipytyvö va’erä umívape opáguio. Pe ñe’ë niko, amo ipahápe,  mba’e guasu orekóva ipópe oikóva guive peteï tetäme, mburuvicha ha mburuvicha’ÿva, oguata haguä ko yvy ape ári ha oñakärapu’ä haguä yvypóra haicha.

¿Algo que quieras agregar…?

 Ya que esta entrevista ha partido del tema de los Talleres Literarios Bilingües, yo tengo que agradecer a la Dirección de Espacios Culturales que se adhirió a este proyecto desde el inicio y a las instituciones que lo apoyaron a su vez: la Universidad Nacional del Este y la Universidad Autónoma de Encarnación. En el caso del taller de Ciudad del Este, la ayuda de los compañeros de la Coordinación Regional de Alto Paraná fue también fundamental.

Finalmente, creemos que la tarea de los Talleres Literarios Bilingües recién comienza, igual que muchos desafíos relacionados con la lengua y la literatura, por lo cual tenemos proyectado continuar este año en otras comunidades fronterizas con las cuales ya estamos trabajando.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.