Senado retrasa tratar derecho igualitario de domésticas, para analizar “impacto económico”

Las trabajadoras domésticas piden cambiar el Código laboral que las discrimina en sus derechos, pese a que la Constitución les garantiza igualdad. Los senadores Bacchetta y Osorio pidieron aplazar el tratamiento para ver como impactaría económicamente que tendría. El Frente Guasú rechazó el retraso.

Concentración de las trabajadoras domésticas frente al Congreso. Foto: iguales-derechos.blogspot.com.

Concentración de las trabajadoras domésticas frente al Congreso el 30 de marzo pasado, contra la discriminación que sufren. Foto: iguales-derechos.blogspot.com.

El tratamiento del proyecto de ley de trabajo doméstico prevista para hoy, que busca equiparar el derecho laboral de las mismas, fue aplazado por 22 días para analizar el “impacto económico”.

El senador Enrique Bacchetta, de la Comisión de Asuntos Constitucionales, argumentó que no pudieron dar un dictamen al respecto, pues solicitaron un “dictamen al Banco Central del Paraguay sobre las consecuencias económicas” que podría traer darle el derecho igualitario a las trabajadoras. También solicitaron un informe al Ministerio de Trabajo. Ninguna de las instituciones dieron respuesta aun, argumentó.

El titular de la Comisión de Equidad y Género, senador Derlis Osorio, quien había presentado la propuesta a iniciativa de organizaciones de domésticas, dijo que creen que es importante el proyecto y “simpatizan” con él, pero pide que vaya a la Comisión de hacienda para evaluar el mismo, así como las demás comisiones. Por ende, también apoyó el aplazamiento.

Juan Darío Monges, por su parte, dijo que el proyecto necesita el estudio riguroso del mismo.

Por su parte, el senador del Frente Guasú, Carlos Filizzola, pidió que conste en acta que su bancada está en desacuerdo con el aplazamiento, solicitaron que se trate el tema y se apruebe.

Inconstitucional

El Código Laboral paraguayo establece una serie de discriminaciones hacia las trabajadoras domésticas, estableciendo para las mismas más carga laboral que el resto de trabajadoras (hasta 12 horas, 4 horas más que las 8 horas diarias para el resto), un salario piso equivalente al 40% del salario mínimo legal y no se protege a las trabajadoras domésticas de despidos arbitrarios. A raíz de esta legislación, muchas son sometidas a condiciones de semiesclavitud.

Myriam Agüero, del Sindicato de Trabajadoras Domésticas del Paraguay (Sintradop), una de las organizadoras impulsoras del proyecto, nos había señalado días atrás que la actual ley fue hecha para proteger a las patronas ante posibles denuncias. Expresó que la normativa tiene más de 30 años y por ello están impulsando el nuevo proyecto de ley que las iguale en derecho con los demás trabajadores.

La Constitución Nacional, ley suprema de la república, establece el derecho a la igualdad y la no discriminación. La misma es violada por el actual Código laboral.

Comentarios

Publicá tu comentario