Reforma agraria es imprescindible, sostiene Relatora especial de la ONU

Además se debe fortalecer el papel de la agricultura familiar, señaló Magdalena Sepúlveda.

Se hace imprescindible una reforma agraria integral que apunte a la implementación de políticas y acciones orientadas a modificar la estructura de la propiedad y producción de la tierra”, reclamó Magdalena Sepúlveda, relatora especial de las Naciones Unidas contra la extrema pobreza, tras concluir el viernes 16 de diciembre pasado una misión en nuestro país.

Agregó que a ello debe sumarse la tarea de “fortalecer el papel de la agricultura familiar como proveedora de alimentos, para poder garantizar la seguridad alimentaria en el Paraguay”, una demanda insistente de las organizaciones campesinas en nombre de las 300 mil familias sin tierras que hay en el país.

En otro tramo de su informe que se se ofrece completo (ver link) apuntó que “la inequidad en la distribución de ingresos es alarmante, como demuestra que el 10% más rico de la población acumule el 41% de los ingresos totales”, dijo.

“En el Paraguay la pobreza sigue siendo muy extendida correspondiendo a más de un tercio de la población (34,7%) y no se ha logrado disminuir la pobreza extrema que representa el 19,4% de la población”, apuntó.

Alertó entonces que el país “no podrá seguir creciendo en su economía con tanta desigualdad, ningún país en el mundo lo hizo”, expuso para ejemplificar cómo Brasil diseñó un cuerpo de políticas públicas para enfrentar la pobreza. Consideró a la desigualdad como el principal obstáculo del país para su desarrollo y sostuvo que esta “se alimenta y perpetúa debido a una gran concentración de tierras, una estructura tributaria regresiva y por la corrupción”.

Sepúlveda avaló al programa Tekopora, recomendó aplicar tributos progresivos como el impuesto a la renta. “A los pobres que están apenas por debajo de la línea de pobreza, es posible que se pueda quitarlos de esa situación en una generación, pero a los que son pobres extremos, lleva más tiempo, dos, tres generaciones y allí es que son fundamentales los programas de gobierno”, dijo.

Fue al presentar las Observaciones y recomendaciones preliminares de su Misión que se desarrolló entre el 11 y el 16 de diciembre pasados en nuestro país.

“El 10% más pobre de la población paga el 18% de sus ingresos en IVA mientras que para el 10% más rico, el pago del iva representa sólo el 4,6%. Esto significa que el IVA representa una carga casi 4 veces mayor para los más pobres de la población en comparación con los más acomodados del país”.

La relatora, de nacionalidad chilena, pidió también un enfoque de género más decidido en las políticas e hizo un fuerte llamado a visibilizar “la trata con fines de explotación laboral y sexual” al que destacó entre los problemas principales del país.

Al analizar la situación del trabajo en el país apuntó que: “Los índices de empleo y subempleo son muy altos: aproximadamente 3 de cada 10 personas se encuentran desempleadas y sublempleadas, pero más drmático aún es el hecho de que aproximadamente la mitad de quienes trabajan perciben menos del salario mínimo en su actividad principal. En la población entre 15 y 24 años, 1 de cada 10 jóvenes no tienen trabajo”, consideró.

Lea el informe completo

 

Comentarios

Publicá tu comentario