Reflexiones sobre el Referendum

Después del histórico 9 de octubre, ¿Qué hacer?. Opinión de un prestigioso paraguayo en el extranjero.

Manifestación por el SI. Foto: EFE.

Con grande alegría en el corazón, los millares de componentes de la diáspora paraguaya hemos recibido, la bella noticia de la aplastante victoria del SI, en el Referendum Enmendativo del Art. 120 de la Constitución Nacional, recientemente realizado en el Paraguay. Tal victoria ha puesto punto final a nuestra dolorosa situación de ciudadanos de segunda categoria y nos permiritá en, el futuro, participar en las vicisitudes políticas y administrativas de nuestro lejano país.

Las noticias hablaron de más de 300.000 compatriotas, de todos los sectores políticos y de todas las categorias sociales, que fueron a votar libre y democráticamente, sin arreos ni presiones de capangas partidarios a sus espaldas, solo movidos por su madurez cívica, su amor a la patria y por el justo reconcimiento de la legitimidad del derecho al voto – hasta hoy negado- a sus hermanos residentes en diversos paises del mundo que, por diversos motivos y gran dolor en el alma, se habían alejado de la amada  patria que los vió nacer .

Ante tan magno acontecimiento, que cambiará substancialmente el futuro de la joven democracia paraguaya, no podemos sino detenernos un instante, para reflexionar serenamente , sobre los factores que contribuyeron al obtenimiento de tan exaltante resultado.

El primer factor de la victoria fué, a nuestro perecer, el importantísimo rol motivador ejercido por las Asociaciones de Migrantes organizados en el exterior del pais: Argentina, Brazil, Uruguay, EEUU, España y otros países europeos. Tales Asociaciones han realizado durante varios meses, una intensa campana concientizadora de sus familiares, parientes y amigos, residentes en el interior del país. Tal campaña estuvo centrada en la necesidad de superar la injusticia de la “paraguayidad negada” a los migrantes en el extranjero, por el solo pecado de haberse alejado del país por motivos políticos y culturales en el pasado, económicos y sociales en el presente. La respuesta positiva del 80 % de los votantes en el Referendum fué la prueba fehaciente que tal mensaje fué plenamente recibido y condividido .

Otro factor importante para la vicroria del SI fué seguramente la restitución por asi decirlo “político – espiritual” en función de trueque, por las ayudas materiales recibidas periódicamente con las remesas, ganadas con el sudor de nuestra frente y generosamente enviadas a nuestros familiares desde diversos paises del mundo. Esta metáfora de sabor un tanto mercantilista podría sorprender a muchos, pero la realidad es esa: la tercera fuente de la economía nacional está constituida por las remesas enviadas por los migrantes. Es por tanto justo que la comunidad nos reconozca finalmente, no solo como  anónimos befactores del bienestar nacional sino también como ciudadanos “pensantes y participantes” en los quehaceres políticos y administrativos de nuestra lejana patria.

La tercera razón de la victoria, a nuestro parecer no indiferente, fue la solidaridad recibida en el interior del país, de parte de los grupos políticos y organizaciones sociales progresistas que, en la medida de sus limitadas posibilidades, han sostenido y favorecido la campaña participativa referendaria. Tal actitud contrasta visiblemente con la pasividad y la indifenrencia ( política del “nembo tavy”) ejercida por los partidos mas tradicionales, en especial, por el principal partido opositor al Cambio, con fantasías restauradoras para el 2013 .

Despues de la exitosa respuesta referendaria nos preguntamos: ¿qué hacer ahora?. La respuesta no puede ser otra que esta: tener clara conciencia que se ha ganado solo la primera batalla pero que la guerra será todavía larga. La función concientizadora y movilizadora de las Asociaciones de Migrantes organizados de la diáspora paraguaya debe continuar más entusiasta que nunca, ofreciendo sus servicios a las autoridades electorales nacionales, y participar activamente en la inscripción de los compatriotas en los Padrones Electorales en los diversos paises del  mundo. Y eso  en colaboración con los funcionarios consulares respectivos, para que  correctamente documentados puedan ejercer en el futuro el derecho al voto recientemente conquistado en las eleciones políticas del 2013.

Por su parte, las autoridades  del Tribunal Superior de Justicia Electoral ( TSJE ) deberán prodigarse para facilitar la inscripción al Padrón Nacional de los migrantes desparramados por el mundo. Una buena acción lo están realizando en estos dias – 22 / 24 / X – en la ciudad de Buenos Aires con presencia del Pte. Fernando Lugo, quien además dió el buen ejemplo de primer ciudadano paraguayo votante, en la meza electoral de Lambaré, en la histórica mañana del 9 de Octubre.

Tal ejemplo es laudable y digno de ser imitado por nosotros componentes de la diáspora paraguaya  que, con emoción en el alma, depositaremos en el 2013  – Dios  mediante – nuestro voto de ciudadanos legitimados en una urna electoral finalmente decorada con los colores refulgentes de nuestra hermosa bandera nacional .

Comentarios

Publicá tu comentario