«Queman» a Ruiz Díaz en Eusebio Ayala

Trabajadores aglutinados en la Corriente Sindical Clasista acaban de levantar el corte de ruta intermitente en Eusebio Ayala y Choferes del Chaco. Quemaron, por “sentencia popular” a César Ruiz Díaz, de la Cetrapam.

“Huelga general contra el remate, pueblo paraguayo vamos al combate”, gritaban unas sesenta personas durante el corte intermitente de una de las avenidas de salida y acceso de Asunción más importantes: Eusebio Ayala. La huelga general está convocada para el 26 de marzo. La manifestación se produjo en frente mismo de la fábrica de “Fideos Federal”. Uno de los obreros de esta empresa actuó de verdugo del presidente de la Central de Empresarios del Transporte del Area Metropolitana, César Ruiz, al quemar su figura de cartón, cumpliendo así una sentencia del “tribunal popular”, al decir de Eduardo Ojeda, secretario general de la Corriente Sindical Clasista.

Momento en que «queman» a Ruiz Díaz

A la voz de “corte de ruta y asamblea”, cada 15 minutos, por aproximadamente dos horas, cortaban alrededor de cinco minutos el tráfico, que, pese a ser una hora pico, no fue agresivo con los manifestantes. Es más, mucha gente bocinaba a favor de la medida de bajar el pasaje de colectivo que desde enero cuesta 2.400, aunque, casi al cierre, una solitaria voz se perfiló en la caravana de autos liberada con esta frase: “vayan a trabajar”.

“Estamos confiados en que las movilizaciones revertirán esta impopular medida”, comentó una de las manifestantes. La serie de manifestaciones arrancó a fines de diciembre y parece sumar fuerza al llegarse anteayer a a alrededor de cuatro mil personas por el microcentro asunceno, en la manifestación convocada por la Asamblea Universitaria Permanente.

Lo quemaron a Ruiz Díaz “porque mete la mano en el bolsillo del pueblo”, afirmó Eduardo Ojeda.

El fuego rápidamente se expandió. “Aquí, allá, el pueblo triunfará”, cantaban los trabajadores al ver esa metáfora de la muerte de un señor que se está ganando el “repudio del pueblo”.

 

Comentarios

Publicá tu comentario