¿Qué es peor votar a un golpista o…?

Completo la pregunta: ¿Qué es peor votar a un golpista no creíble o a un golpista comprador de la ANR, diseñadora del golpe que nos obligará a vivir más de 20 años bajo el coloradismo?

Efraín Alegre y Horacio Cartes. Foto: Nanduti.com.py

Y perdonen el dilema, porque el sólo pensarlo nos hace daño. Por lo del golpista que nadie desea y por la del otro golpista, que se eternizará con su partido.

Al “golpista no creíble”, ciertamente, no lo queremos. No por pertenecer al PLRA, que tiene miembros muy valiosos. Sino porque participa del estilo de la cúpula que lo rodea: tránsfuga, vendida, golpista.

Será una presidencia debilitada por las tensiones internas, por la oposición de los colorados, enojados por perder un gobierno que creían seguro, por la izquierda que suponemos se habrá purificado y fortalecido.

Al otro “golpista empresario exitoso y diseñador del golpe”, ciertamente, lo rechazamos.

Por la solidez fanática de su partido político, que sabemos cuando llegará al poder, pero no sabemos cuando se irá.

Porque es parte del sistema neoliberal, que deseamos desaparezca y que con él crecerá haciendo más ricos a los ricos y empobreciendo más a los pobres que son la mayoría.

Porque no representa a nadie sino a su propia plata, con la que compró un partido. A sus adversarios, la candidatura presidencial y quiere comprar las elecciones. Con todo esto, ¿qué garantía tenemos que nos represente?.

En este final de la Semana Santa, que suponemos nos haya hecho reflexionar, presento este dilema.

Dilema que hubiera preferido que no existiera, porque sin el golpe y sin la división interna, hubiéramos sido de nuevo mayoría.

Pero, afrontemos realísticamente la situación actual.

No nos rendimos.

Pero hemos de saber elegir lo que menos daño nos haga, incluyendo a los otros partidos con menos porcentaje de votos.

Por favor, reflexionemos y démosle una solución. Nos quedan 22 días.

Comentarios

Publicá tu comentario