Prosegur es condenado mundialmente por despido masivo en Paraguay

Prosegur, el gigante español de la seguridad, ha sido objeto de los ataques de una alianza mundial de sindicatos que representa a sus trabajadores tras despedir a más de 325 empleados paraguayos en un día. La empresa tiene una plantilla de más de 100.000 guardias en 13 países, la mayoría en América Latina.

Prosegur despidió a trabajadores por exigir mejores condiciones laborales

Tras siete meses de negociaciones infructuosas, los trabajadores paraguayos afiliados a SITEPROPASA fueron a la huelga para obligar a la empresa a abordar problemas económicos y relativos a la salud y seguridad y a otras condiciones de trabajo inaceptables. Al cabo de 10 días de huelga, la empresa pidió al sindicato que volviera a la mesa de negociación. Asumiendo que se trataba de una invitación de buena fe a la negociación, los trabajadores pusieron fin a la huelga y retomaron sus puestos de trabajo. Cuando volvieron al trabajo fueron despedidos de inmediato.

UNI Global Union, el sindicato mundial para los trabajadores del sector de la seguridad, convocó una conferencia urgente de sindicatos de seguridad que representan a trabajadores de Prosegur en todo el mundo. Este grupo, la Alianza de UNI en Prosegur, aprobó una resolución que condena estas acciones y pide a la oficina central de Prosegur en Madrid que ordene la readmisión de estos trabajadores. UNI no ha recibido ninguna respuesta de la empresa.

La Secretaria Regional de UNI Américas, Adriana Rosenzvaig, dijo: «La actuación de Prosegur es escandalosa y sencillamente demuestra que nadie puede confiar en esta empresa. Lo peor del caso es que parece ser que Prosegur piensa que puede salirse con la suya porque se trata de Paraguay, un país con un gobierno de granujas que no ha sido elegido y que subió al poder por medio de un golpe de Estado en junio».

José Boaventura Santos, presidente del sindicato más grande de Prosegur del mundo (CNTV, Brasil), expresó su apoyo a los compañeros paraguayos: «Simplemente no podemos quedarnos cruzados de brazos mientras nuestros compañeros y compañeras son despedidos por Prosegur por oponerse a condiciones de trabajo inseguras y degradantes».

Los sindicatos de seguridad españoles también han expresado su consternación ante el comportamiento de la empresa en Paraguay y su apoyo a los trabajadores. Como Antonio Duarte, Secretario General de USO, dijo: «Los sindicatos de seguridad en España condenan la actitud antisindical de Prosegur en Paraguay al despedir a 300 trabajadores y a sus representantes». Los sindicatos españoles han pedido que se readmita a los huelguistas y se reanuden las negociaciones colectivas.

Aunque Prosegur es una empresa española, su crecimiento en los últimos años ha sido el resultado de una actividad agresiva en América Latina. Sin embargo, este crecimiento se ha visto empañado por reiteradas acusaciones de condiciones de trabajo infrahumanas y tácticas antisindicales extremas. La oficina central en Madrid ha sido informada de la atroz actividad antisindical del año pasado en Prosegur Colombia, que sigue sin resolverse. Paraguay es el último ejemplo de comportamiento empresarial que revela una faceta de Prosegur que no se reconocería en España, su país de origen.

Comentarios

Publicá tu comentario