Pinochet, Don Francisco, Teletón, Televisa y las donaciones como negocio

En 1973 un Golpe Militar derrocó a Salvador Allende, presidente de Chile, y colocó en el poder al general Augusto César Pinochet. Cinco años después, con un país polarizado y la democracia destrozada, Mario Kreutzberger (Don Francisco) fundaría Teletón, con la idea de «unir» a la nación. Pinochet apoyó la iniciativa.

Don Francisco lanzó Teletón en el año 1978; recientemente alabó la política económica del gobierno de Augusto Pinochet. Foto: The Clinic.

El proyecto estuvo inspirado en la Telethon, iniciativa del comendiante estadounidense Jerry Lewis, quien a comienzos de los años 50 fomentaba la donación para la cura de la minusvalía, junto a Dean Martin. La forma de recaudar fue copiada por Don Francisco quien, junto al periodista Héctor Olave, decidieron desarrollar la Teletón. Actualmente Don Francisco preside la Organización Internacional de Teletones (ORITEL), que cuenta con 13 países miembros.

La principal crítica, tanto en Paraguay, como en los demás países donde se desarrollan las teletones, ronda en torno a la mercantilización de la iniciativa debido a las poderosas empresas auspiciadoras que utilizan la marca Teletón para aumentar sus rentas y reducir su carga tributaria gracias a las donaciones. En el año 2006, el alcalde del distrito de Las Condes, Francisco de la Maza, rechazó colocar gratuitamente pendones publicitarios en las avenidas de su comuna y propuso cobrar a las empresas que lo hagan, junto con el logo de Teletón, para luego donar el dinero recaudado. Don Francisco rechazó la propuesta y el intendente acusó a Kreutzberger de tener una actitud mafiosa.

Los cuestionamientos a Teletón se hicieron sentir en medio de la transmisión y cierre del show televisivo. El 30 de noviembre del año 2002, el grupo de rock «Los Prisioneros» subió al escenario del Estadio Nacional. El publico celebró su presentación. A los pocos segundos, el vocalista de la banda sorprendería a todos con una filosa crítica: «¡Qué lindo!, ¿no? Qué bonito que se pueda transformar una cosa en otra; que de todo el ego gigante, que todas las ganas de figurar que tenemos los artistas, ¿no?, se puedan transformar en ayuda a los niños. Que de toda la avaricia y el sentido del buen negocio que tienen las empresas, que pueden subir los precios, pagar menos impuestos, hacerse propaganda y, que con lo que consume la gente, entre comillas ayudar, se pueda ayudar realmente a los niños. (…) Es la gallada la que se mete la mano al bolsillo al final, y siempre se cumple la meta».

»

Los prisioneros» no se quedaron ahí sino que le cambiaron la letra a la canción «Quieren dinero» e hicieron alusión directa a controversiales personajes de la política chilena: «Quiero más Luksic, quiero más Angelini; quiero más UDI, quiero más Pinocheques; quiero más Büchi, quiero más Lavín; quiero más libras, quiero más dólares». Esto hizo que los organizadores de Teletón acusasen a la banda de utilizar el espacio con fines procelitistas.

Teletón y su fundador pinochetista

Don Francisco estuvo en Paraguay en el año 2007. Vino para relanzar Teletón, ya que la fundación en Paraguay tenía encima antecedentes de corrupción. Lo consiguió. Según informó la Agencia EFE, se reunió con el entonces presidente, Nicanor Duarte Frutos. «Explicamos lo que habíamos hecho en México, Chile, Brasil, Guatemala, El Salvador, los países más exitosos y lo que se podría hacer aquí en lo que sería el relanzamiento de Teletón», dijo Kreutzberger. El encuentro se dio en Mburuvicha Roga. También mantuvo reuniones con empresarios interesados en reflotar Teletón. «He notado mucho interés de los empresarios y la reunión ha sido fantástica», había dicho Don Francisco» en relación al encuentro con los hombres de negocios.

Kreutzberger asistió el 22 de noviembre de 2011 al programa televisivo «Mentiras y verdades». Ahí dijo: «Lo que hago no tiene que ver con política». Sin embargo, las declaraciones del fundador de Teletón y presidente de Oritel, causaron revuelo ese mismo año, cuando elogió el gobierno del general Augusto Pinochet y afirmó que el gran mérito de los gobiernos que llegaron después de la dictadura en Chile fue haber seguido su política económica. «Este país ha producido un cambio tremendo desde Pinochet para adelante.La gran virtud de los gobiernos, que continuaron después de Pinochet, es que fueron capaces de mantener la política económica. Este país como ninguno en el mundo, ha logfrado en los últimos 30 años incorporado un 20% de un grupo económico al otro», indicó el conductor de TV.

Críticas a Teletón en México

La crítica fundamental se sienta en que Televisa recurre a la manipulación de la sensibilidad de los televidentes mexicanos para alcanzar los objetivos trazados por la Fundación Teletón. Las críticas en México lanzan la siguiente pregunta: ¿acaso Televisa y otras empresas no aprovechan estos eventos para evadir su responsabilidad fiscal?

El periodista Fernando Buen Abad Domínguez, informó en su blog que en 2009 el Producto Interno Bruto mexicano cayó un 5,5 por ciento, según cálculos oficiales del gobierno. Calificó a Teletón de ser un negociado literalmente “espectacular” que comercia con las donaciones, «con la generosidad de las personas y con el déficit nacional de atención a la salud. Usan a los millones de discapacitados como señuelo de una estratagema mediática que les sirve de parapeto para esconder las millones de canalladas que hacen en las pantallas y detrás de ellas».

Por otro lado, Abad afirma que el desprestigio internacional de Televisa recibe un lavado de cara anual en el que se manosea sin pudor el drama de millones de personas carentes de toda atención pública en materia de salud. «Esta payasada ocurre plagada con luces y sonrisas de farándula en un escenario de hipocresía monstruosa mientras el país entero se hunde en pandemias, desnutrición, obesidad, dengue, sida… las empresas patrocinantes, de la mano de Televisa, hacen un negocio estelar con imagen de humanitarios. Es falso que apoyen una causa noble, lo que hacen es usarla para alimentar a la bestia de la publicidad y la mercadotecnia que les mueve fortunas y les provee coartadas para evadir millonadas en impuestos», refiere

Comentarios

Publicá tu comentario