Periódico de Wasmosy sentencia a los acusados del caso Lindstron antes de juicio

Para el periódico Hoy, los presos en huelga de hambre Ireneo Vallejos y Gustavo Cardozo son del “EPP”. Los casos aún están en investigación. Pobladores  de Tacuati Poty realizaron manifestaciones por la liberación de los mismos, por considerarlos inocentes. Senadores del FG y activistas de derechos humanos realizaron una visita a los mismos para conocer su situación.

El periódico digital Hoy sentenciando a Vallejos y Cardozo como miembros del EPP.

Senadora luguista sobre el EPP: “Son unos pobres inocentes” es el titular de una nota referida a las declaraciones de Esperanza Martínez sobre los presos en huelga de hambre Ireneo Vallejos y Gustavo Cardozo. Los senadores del Frente Guasú Esperanza Martínez y Hugo Richer habían realizado una visita a Vallejos y Cardozo.  El periódico del grupo de multimedios del ex presidente Juan Carlos Wasmosy, que en su titular clasifica a los presos como «EPP» sin respetar la presunción de inocencia, se hacía eco de una entrevista realizada en Radio UNO. Martínez aseguró en la misma que fueron con Richer “a visitarlos a la cárcel, no a su casa, para ver la situación en que se encontraban», declaró Martínez. Aseguró que la Fiscalía no ha determinado que las personas sean realmente integrantes del EPP, dado que nadie ha presentado una prueba que lo demuestre. Recordó que el año pasado, todos culparon a un grupo de acusados, de pertenecer a la banda criminal, pero luego las autoridades los declararon inocentes. Según la senadora los presos habrían sido torturados por agentes policiales. «No vinimos a actuar de fiscales ni de jueces, ellos estaban en huelga de hambre y queríamos ver cómo se encontraban”. Martínez habría dicho en la entrevista que solo llevaron su solidaridad a unos «pobres inocentes», refiriendose a los presos en huelga.

Respecto a la expresión «pobres inocentes» Esperanza Martínez afirmó que no utilizó la frase como tal, como indica la nota de Hoy, para referirse a los procesados por supuestos vínculos con el EPP, sino que hizo referencia a la inocencia de los procesados en el caso Curuguaty.

Cabe resaltar que la presunción de inocencia está garantizada en la Constitución Nacional.

Los imputados

Aunque en un primer momento los investigadores fueron cautelosos a la hora de responsabilizar a los integrantes del EPP en el asesinato del ganadero Luis Lindtron, especialmente los de la policía, el fiscal de la causa Christian Royg, el pasado 1 de agosto expresó un giro de las investigaciones, en una entrevista a la 780 am, diciendo que hasta ahora todos los elementos apuntan al grupo armado.

Se había hablado primeramente de la posibilidad que enemigos políticos de Lindstron estuvieran detrás. Royg aseguró que en el expediente de la causa no existe nada respecto a un crimen político del cual fue víctima Lindstron.

En la actualidad existen 4 imputados. Los dos primeros, Osvaldo Villalba y Alejandro Ramos, quienes fueron vinculados mendiante el testimonio del peón de la estancia San Eduardo, ubicada en Tacuatí, asaltado por miembros del EPP. Según el fiscal, el peón declaró ante el Ministerio Público que Villalba y Ramos le contaron durante el asalto que los francotiradores del EPP asesinaron a Luis Lindstron, por no cumplir con las exigencias del grupo.

Activistas del Serpaj, Codehupy, el doctor Luis Casabianca por la Mesa Nacional de DD.HH., y senadores del Frente Guasu Esperanza Martínez y Hugo Richer, en la visita a los presos en huelga de hambre. Foto: Serpaj.

Para Royg, Osvaldo Villalba es el considerado líder del EPP, mientras que Alejandro Ramos es uno de los “pensantes”.

Sobre los imputados Gustavo Cardozo Bazán e Ireneo Vallejos, el fiscal dijo que podrían tener contacto con el EPP.

La visita

Cardozo y Vallejos son los presos en huelga de hambre que fueron visitados por senadores Frente Guasú junto a un grupo de defensores de derechos humanos.

En dicha visita, Ireneo Vallejos comentó que siempre se presentó con una postura en contra a la sojización, la deforestación masiva y todas las penurias por las que pasan los pobres en el campo, sector al que él dice que pertenece. Posiciones que lo harían “sospechoso”. Enfatizó que no tiene nada en contra del “finado Lindstron”. Aseguró que él nunca habló ni dio a entender nada acerca de la lucha armada a la que no considera una vía, y que el asesinato se sale de sus parámetros de valores y comprensión de la realidad. “Nuestra detención es una burla a la familia de este señor Lindstron”, dijo.

Pobladores de Tacuati Poty realizaron varias manifestaciones por el esclarecimiento del caso Lindstron, contra los abusos policiales y por la liberación de los presos que consideran inocentes.

Vallejos y Cardozo están imputados por homicidio doloso, basado en un supuesto testimonio. Este viernes se estaría conociendo dicha declaración.

 

Comentarios

Publicá tu comentario