Paraguay Pyahura responsabiliza al Estado por nueva muerte materna en San Pedro

Mitin realizado por las mujeres del PPP frente a la sede del MSPyBS reclamando una política de Estado que garantice la salud materno infantil.
“Responsabilizamos al Estado paraguayo por su inacción y desidia al no tener mecanismos que garanticen un parto para las mujeres pobres” señala una nota de denuncia presentada por el Departamento Mujer del Partido Paraguay Pyahura (PPP) a la Comisión Permanente del Congreso Nacional, presidida por la diputada Perla de Vazquez. La denuncia es con motivo de una nueva muerte materna ocurrida en el departamento de San Pedro, en fecha 21 de enero pasado.

La fallecida es Sonia Ayesa Marín, de 31 años, madre de cuatro hijos (de 13, 8 y 6 años, y el bebé de cuatro días), quien murió en una patrullera de la Policía Nacional mientras era trasladada desde el asentamiento Felipe Osorio hasta el centro de salud de Santa Rosa, distante a 70 kilómetros. El bebé sobrevivió y fue extraido del vientre de su madre muerta en el centro asistencial.
Mujeres de la organización política realizaron el viernes pasado un mitin frente al MSPyBS de protesta por la muerte de Sonia Ayesa, reclamando una política de Estado que garantice la salud materno infantil. “Esto significa acceso a una institución sanitaria, provisión de ambulancia para casos de emergencia y la revisión del modelo de Atención Primaria de la Salud (APS), ya que a pocos kilómetros del asentamiento existe un puesto de salud que no realiza partos y pacientes como Sonia deben recorrer 70 kilómetros para lograr acercarse a una institución sanitaria” señaló Wilma Ramírez, referente de Paraguay Pyahura. Agregó que “todas las embarazadas, para ser atendidas, deben venir a dormir al hospital en Santa Rosa”, indicando que en la zona abundan casos de mortalidad de recién nacidos, así como muertes maternas.
Explicó que el asentamiento Felipe Osorio, donde viven unas 300 familias (aproximadamente 1.500 personas) cuenta con patrullera policial, sin embargo no cuenta con servicio alguno de salud. Refirió que Sonia Ayesa Marín había perdido a un hijo en su vientre en las mismas circunstancias en un embarazo anterior: el bebé había muerto en el proceso de parto, mientras Sonia Ayesa era trasladada en una patrullera al mismo centro asistencial. En esta ocasión, falleció la madre, y el bebé sobrevivió. Recordó que el asentamiento fue conquistado por la Federación Nacional Campesina (FNC) tras una ocupación de latifundio realizada en el 2004.
HISTORIA DE VIDA
Sonia nació en el distrito de Chore, departamento San Pedro el 6 de diciembre de 1981, en donde vivió su niñez y adolescencia junto a sus padres Librada Marin y Gabriel González, quienes siempre trabajaron la tierra con sus hijos. Sonia creció en la chacra, “condición que la llevó a entender que el sustento para el campesinado era la tierra, así como para la educación, salud y la alimentación” señala el documento del PPP. Se casó a los 16 años, y ante la falta de tierra, la pareja se vio obligada a seguir viviendo en la casa de los padres de Sonia. Estos, al igual que sus hijos integraron la FNC, organización que nuclea a pequeños productores y sin tierras.
El material indica que “en el año 2004 Sonia fue parte del contingente de campesinos sin tierra de la FNC que ante la necesidad de la tierra para producir se organiza y lucha por un pedazo de tierra. En su lucha sintió la represión a pesar de estar embarazada, sin embargo igual rompió barreras, enfrentó la violencia del Estado en contra de los sin tierra y especialmente en contra de las mujeres pobres y así pudieron lograr la conquista de la tierra en el asentamiento hoy denominado Felipe Osorio”.
Agrega que “Sonia fue una mujer valiente como muchas y dejó en su camino ejemplo de lucha, tal es así que formó parte de las mujeres organizadas que conquistó el Decreto 10.540” (que logró la gratuidad en salud materno infantil en el 2007, tras un proceso de movilizaciones populares), “luchó contra el machismo en su asentamiento y en su organizando formando parte de las brigadas de mujeres organizadas. También integró la lucha por la producción nacional y por la soberanía política de nuestro país”.

Comentarios

Publicá tu comentario