Políticos de Alto Paraná remataron las mejores tierras del país, según Carperos

Liga Nacional de Carperos acusa a autoridades locales de ceder tierras a colonos extranjeros a un precio mínimo.

La organización campesina emitió un pronuniciamiento en respuesta a la campaña mediática de ABC Color y los políticos locales que los acusan de invasores de las tierras ubicadas en el distrito de Ñacunday Alto Paraná.

La LCP rafiticó que varios políticos paranaenses que hoy ocupan espacios de poder tanto en la gobernación como en las intendencias, solventaron sus respectivas campañas, con dinero proveniente de los colonos brasileros que explotan actualmente dicho territorio de manera ilegal. El poder político ha rematado durante 60 años las mejores tierras del Paraguay» Refiere el texto.

Los políticos paranaenses son los verdaderos responsables son los verdaderos responsables de la situación calamitosa y la grave crisis social en que hoy se debate la nación fundamentalmente el mayoritario sector campesino. Fuente: Última Hora

Este hecho motivó la organización de los campesinos quienes reivindican su derecho de seguir viviendo en su patria, de la cual se sienten cada día más marginados a causa de la corrupción que propició la entrega de tierras a colonos brasileros, estos a su vez recurren al gobierno del Brasil para ejecutar acciones de amedrentamiento cada vez que el pueblo reclama el respeto a su soberanía territorial. Sólo Tranquilo Favero tendría la propiedad de más de 600 mil hectáreas de suelo paraguayo, obtenido por medio de la usuarpación.

La Liga Nacional de Carperos reafirmó su compromiso de mantenerse alerta ante este escenario, sin importar la persecución, judicial y mediática,  expresó su solidaridad con los carperos de todo el país, quienes defienden el suelo que hoy está siendo víctima de una depredación por parte de los terratenientes extranjeros, provocando la destrucción  de los recursos naturales (cursos de agua, bosques, humedales, fauna en general), acompañada de la violenta y sistemática expulsión, y exterminio de comunidades campesinas e indígenas. Señala el texto de la LNC.

También hicieron un llamado a la solidaridad a las demás organizaciones campesinas, sociales, pueblos indígenas y autoridades para frenar la entrega indiscriminada del suelo paraguayo, y por la obtención de la reforma agraria, como objetivo fundamental para el desarrollo de la clase popular.

Comentarios

Publicá tu comentario