Organizaciones y colectivos organizarán debate sobre proyecto de salud mental

El panel debate, en proceso de organización para el 13 de enero, abordará la necesidad de que organizaciones, colectivos e individualidades de la sociedad civil concensúen contenidos esenciales del Proyecto de Ley de Salud Mental que se estudia en el Congreso Nacional.

Hospital Neurosiquiátrico de Asunción, ubicado en la calle Venezuela.

La Coordinadora de Salud Mental -un espacio en proceso de construcción integrado por varios colectivos, grupos e individualidades vinculados a la salud pública- quiere aprovechar que las personas en las redes sociales y en los medios digitales están hablando del tema sufrimiento y salud mental organizando una discusión presencial, con invitación abierta a todos los sectores sociales, que encare el contenido que debería tener el Proyecto de Ley de Salud Mental, en estudio en la Comisión de Salud de la Cámara de Senadores.

Ruth Irala, sicoanalista y miembro de la Comisión Paraguaya de la Asociación Latinoamericana de Medicina Social (Alames), informó que hay aspectos del proyecto que necesitan ser acordados por las organizaciones y personas que comparten «la linea antimanicomial» en salud mental, «con el propósito de que cobre fuerza la propuesta que presentaremos a la comisión de legisladores que estudia el texto del proyecto en el Senado», dijo.

Irala explicó que hay dos aspectos de la la futura ley que deben discutir y acordar: el rol y la dimensión que deberá tener la Direccionan Nacional de Salud Mental dentro del Minsiterio de Salud, y en qué tiempo se ira quitando centralidad al Hospital Neurosiquiátrico en el sistema de salud pública del país, un sistema que sigue una política manicomial. «Queremos discutir esto en el panel debate que se proyecta para el 13 de enero próximo, un encuentro que también está en proceso de organización», añadió la sicóloga.

Charles Rodas, siquiatra y miembro del Grupo «Psi Crítica», intengrante de la Coordinadora en construcción, dijo por su parte que el ejercicio de los sectores antimanicomiales de la salud de «discutir con tolerancia las diversas interpretaciones que se tiene dentro de esta linea sobre el contenido del proyecto de ley, es imprescindible para llegar a un concenso» ante la comisión de salud del Senado e influir en el texto de la futura ley.

Rodas remarcó que la Coordinadora esta abierta para toda aquella organización o colectivo que quiera integrarse a ella, «para discutir la necesaria reforma de la salud mental y pública en el país», añadió. El siquiatra dijo que se debe poner el acento en quitar protagonismo institcional al Hospital Neurosiquiátrico dentro de la salud mental pública.

Anoche, durante una reunión virtual, resolvieron avanzar en la organización del debate público sobre la legislación en salud mental.

Integran, hasta ahora, la Coordinadora en construcción los siguientes: Colectivo Noimbái, Grupo «Psi Crítica», Alames, Juventud de Paraguay Pyahurâ, y trabajadores individuales de salud mental de Asunción, Concepción, Central, Amambay, Alto Paraná y Caaguazu.

El medio digital E’a se comprometió con la Coordiandora a apoyar comunicacionalmente el panel debate que se realizará el proximo mes, como parte de su agenda informativa.

El proyecto de Salud mental que apunta a reformar su contenido, abordaje y práctica dentro del sistema de salud pública está hace 4 años en el Congreso, sin que aún pueda ser concensuado por los sectores interesados.

 

 

Comentarios