Ñacunday: se viene la reacción de las organizaciones populares, dice Elvio Benítez

Frente al intento sojero-ganadero de obstruir el esclarecimiento de la situación.

Elvio Benítez. Foto: Paraguay.com

El dirigente campesino de la Coordinadora de Productores Agrícolas San Pedro Norte (CPA-SPN), Elvio Benítez, dijo que lo que está en juego en Ñacunday es la figura del Estado paraguayo. Pues los poderosos del agro pretenden que reine la anarquía y que el Estado no se meta.

Analizó que hoy el presidente Lugo pierde en la correlación de fuerzas en el tema tierra, frente  a poderes como el Parlamento y el Poder Judicial y las mafias, pero en contrapartida, con Ñacunday se pueden disparar de vuelta las grandes movilizaciones combativas de los sectores populares, y empujar la recuperación de las tierras malhabidas.

Sobre la campaña 2011-2012 de la soja, que se inició y que traerá de vuelta fumigaciones en las comunidades campesinas, dijo que sólo se podrá combatirlas con la convergencia de todas las organizaciones. Y que la plenaria nacional del jueves, donde se estudiarán las acciones a tomar en favor de la recuperación de las tierras malhabidas, será una buena oportunidad.

A continuación la entrevista en extenso:

¿Qué está en juego en Ñacunday?

Es el hecho más grave contra la soberanía y el Estado paraguayo, la desaparición de la institución de Estado es lo que hay en Ñacunday. La Constitución Nacional es clara al decir que el interés social es superior al interés individual. Sin embargo, ahora lo individual tiene superioridad al interés social, y al trabajo del Estado y las instituciones. Y la medida que se quiere tomar desde el INDERT, es justamente investigar y definir la ubicación de las tierras malhabidas y sus dueños actuales. Y eso es lo que no están permitiendo gente que están agremiados en el grupo de los sojeros, en la política en el Parlamento y el Poder Judicial.

En este momento tenemos que recuperar la institucionalidad del Estado, recuperar las funciones del Estado, y no hay otra medida que tomar posicionamiento y, por sobre todas las cosas, si el jueves se define, llevar a una gran movilización. Porque lo que está pasando en Ñacunday es un atentado contra el Estado, es una anarquía total.

¿Hay riesgo de que el gobierno aminore sus intenciones de investigar sobre las tierras?

Yo creo que el presidente de la República tiene intenciones claras, pero hay que entender que el presidente y su equipo es minoría en este gobierno, y que hay otros poderes del Estado aliados con la mafia, como el Parlamento y el Poder Judicial , que tienen más peso que el Ejecutivo y las intenciones del presidente. Por eso no pueden dar muchas cosas.

Pero yo creo que ante esta pifiada de los sectores poderosos, viene la reacción de las organizaciones y a nivel nacional, no sólo de las organizaciones. Todo el mundo está de acuerdo con investigar la existencia de las tierras malhabidas, para poder ver mecanismos de recuperarlas y corregirlas. Es algo sumamente democrático, de consenso en la sociedad paraguaya.

¿Es una oportunidad para que se vuelvan a movilizar las organizaciones?

Es una oportunidad para retomar un poco la gran movilización, la combatividad, pero de cualquier manera, si bien las organizaciones sociales no se movilizaban, estaban haciendo otra cosa muy importante, que es consolidarse y estructurarse políticamente y contar con herramientas políticas para participar de cualquier otro escenario político que se presenta en las elecciones.

Mientras las organizaciones sociales hacen esto y descuidan la movilización, los sectores poderosos aprovechan para consolidarse políticamente para arremeter con la protección del Poder Judicial.

Empieza la siembra de soja, ¿cómo encaran este año en San Pedro?

Todo esto es difícil resolver o posicionarse de forma aislada, solamente con la participación de todas las organizaciones se logrará avances. Por eso justamente se convoca a todas las organizaciones, para sacar una posición mucho más clara y más contundente con los casos de Ñacunday  y Antebi Cue. Y por otro lado, para posicionarse políticamente contra la arremetida. Ojo que en este periodo de gobierno hay más avances y mayor agresividad de cultivos mecanizados en granos y el uso indiscriminado de agrotóxicos y la contaminación de todos nuestros recursos.

Comentarios

Publicá tu comentario