“La OEA en forma arbitraria dio voz a discursos fundamentalistas de ‘Pro Vida’»

Así lo denunciaron hoy organizaciones por los derechos sexuales y reproductivos. El hecho ocurrió durante el diálogo con las delegaciones de los Estados, el primer día de esta 43° Asamblea General de la OEA. En la imagen un sector del auditorio da la espalda a la expositora ‘Pro Vida’

Durante la exposición de la representante Provida, un amplio sector del auditorio se puso de pie dándole la espalda

 Organizaciones de mujeres, feministas, personas LGTTBI, afrodescendientes, con discapacidad, trabajadoras sexuales, entre otras denunciaron la injerencia de instancias de la Organización de Estados Americano (OEA) en los acuerdos adoptados en la reunión de la sociedad civil  en el marco de la 43 Asamblea General, permitiendo discursos  contrarios a los derechos humanos ratificados en el Sistema Interamericano.

Dichas organizaciones denunciaron  a los estados integrantes de la OEA dicha situación y reiteraron las contradicciones de este organismo en ser una instancia garante de derechos “pero por otro lado, permite intervenciones de los llamados  grupo ‘Provida’, quienes no reconocen derechos humanos consagrados por este sistema, tales como la vida, la familia y el matrimonio.” Menciona el comunicado.

“Consideramos lamentable que la propia OEA haya decidido otorgar  espacio a estos grupos contraviniendo los acuerdos tomados por la sociedad civil y el principio de participación sobre la base del consensos”, afirmó Mirtha Moragas, representante de la  Mesa sobre Derechos Sexuales y Derechos Reproductivos.

“Es incompatible con el sistema de la OEA –precisó- dar tribuna a discursos que no reconocen los derechos ya garantizados por nuestro sistema interamericano, el que todos y todas tratamos de proteger y respetar.”

En su presentación, la representante Provida abogó por la protección de la vida desde la concepción y la defensa de la familia constituida por un hombre y una mujer con fines de reproducción, posiciones contrarias a las sentencias “Karen Atala Riffo e Hijas vs Chile” y “Artavia Murillo vs Costa Rica”, dictadas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos  en favor de las diversas poblaciones y el avance hacia la igualdad y no discriminación por razón alguna.

Durante la exposición de la representante Provida, un amplio sector del auditorio se puso de pie dándole la espalda en un rechazo simbólico a posturas que promueven la discriminación y la intolerancia, sustento de innumerables violaciones a los derechos humanos.

 

Comentarios

Publicá tu comentario