Intoxicados por agrotóxicos en Vaquería

La fumigación de un sojal ubicado en las cercanías de un barrio de Vaquería, departamento de Caaguazú, ocasionó la intoxicación de 8 personas. Entre las víctimas se encuentran varias niños y niñas, informó la organización de investigación sociales Base IS.

El lunes 22 de diciembre se fumigó un sojal a 50 metros de un nuevo barrio de la ciudad de Vaquería. El sojal, de unas 20 hectáreas, pertenece a la familia Duarte, domiciliada en el distrito de Yhú. La fumigación se ejecutó en la tarde, en momentos de un calor tremendo. Hasta ahora son 8 los intoxicados que acudieron a la clínica privada del doctor Nimio González. Algunas de las víctimas son Juana Ojeda (34), E. C. (3), G. A. (16), Noelia Vera (49), M. A. (16) y T. V. (14).

Las víctimas presentan síntomas de intoxicación aguda por plaguicidas. Dolor de estómago, dolor de cabeza, vómito y diarrea son las afecciones sufridas por los pobladores.

Los intoxicados son todos habitantes de este nuevo barrio, en cuyas inmediaciones se realizó el cultivo de soja. El doctor González, encargado del centro médico que atendió a los afectados por el rociado de químicos, ya diagnosticó intoxicación por agrotóxicos a pesar de la presencia y presión del actual intendente de Vaquería, Anastasio Vera López (PLRA).

El citado intendente es uno de los grandes productores de soja en el distrito y recientemente opinó frente a periodistas extranjeros que en Paraguay no hay ningún caso de problemas de salud humana por agrotóxicos, en una entrevista disponible en YouTube. Parece lógico que el intendente trate de encubrir los hechos ocurridos que lo dejarían muy mal parado.

En Vaquería, las organizaciones sociales están movilizadas y en alerta para garantizar y salvaguardar la salud de la población. El Ministerio de Salud prevé mandar una unidad móvil al lugar para tomar muestras de sangre de las víctimas.

En setiembre de este año la Secretaría del Ambiente (SEAM) notificó a 12 productores sojeros de los distritos de Yhú y Vaquería, departamento de Caaguazú, de estar infringiendo las leyes ambientales. En su intervención, la SEAM y el Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (Senave) encontraron que estos propietarios, entre ellos el Intendente de Vaquería, Anastacio Vera López, no respetan la distancia de 100 metros a la redonda entre las zonas a ser fumigadas y los asentamientos humanos (con viviendas, escuelas, canchitas y arroyos) establecida en la resolución 485 del Ministerio de Agricultura y Ganadería.

Tampoco cumplen con las barreras de protección que el decreto 2048/04 establece en su artículo 13, en el cual se reglamenta que en caso de cultivo el ancho mínimo de esta barrera de protección deberá ser de 5 metros con especies de follaje denso y una altura mínima de 2 metros. Indica que en el caso de no disponer de esta barrera de protección viva se deberá dejar una franja de 50 metros de distancia de caminos colindantes sin aplicar plaguicidas.

Más info

Para obtener más informaciones llamar a Antonio Galeano, del Movimiento Agrario y Popular, al 0972 105 029.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.