Indígenas del Bajo Chaco protestan para recuperar tierras de la comunidad Sawhoyamaxa

Los Enxet Sur del Departamento de Presidente Hayes, nucleados en la Coordinadora de Líderes Indígenas del Bajo Chaco (CLIBCH), cerraron las rutas de acceso en el Chaco, para exigir la restitución de las tierras para la comunidad Sawhoyamaxa.

Indígenas protestan para la restitución de sus tierras ancestrales. Foto: Tierraviva.org.py

Las tierras ancestrales de la comunidad indígena Sawhoyamaxa se encuentran en manos de un extranjero de origen alemán, de nombre Heribert Roedel. La comunidad recurrió, de forma pacífica, ante todas las instancias a fin de obtener la restitución de sus tierras. Ante la falta de respuestas positivas en el país, demandó la restitución de tierras ante el Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

Luego de haberse probado por todos los medios que las tierras reclamadas por la comunidad Sawhoyamaxa efectivamente son parte de su territorio ancestral, la Corte Interamericana de Derechos Humanos sentenció a favor de la comunidad en el año 2006, dándole un plazo de 3 años al Estado paraguayo para la devolución de las tierras. Sin embargo, a más de 6 años de haberse dictado la sentencia, el Estado paraguayo no cumplió con dicha condena internacional.

Antes del cambio de gobierno, se inició un proceso tripartito entre el Estado, la comunidad y Heribert Roedel, a fin de llegar a un acuerdo para la restitución a la comunidad. Mas este proceso quedó en el olvido, no tenemos información alguna de que se haya realizado reunión a fin de continuar con la negociación.

Con las protestas CLIBCh, busca que se cumpla la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos en el caso Sawhoyamaxa. «La gente no puede seguir viviendo en la calle habiendo una sentencia a favor de la comunidad que sus tierras deben ser restituidas, buscamos justicia en este caso y el Estado está condenado y debe cumplir con su responsabilidad. Como indígenas Enxet no vamos a permitir más injusticias y violaciones a nuestros derechos».

Las manifestaciones se realizan este jueves 11 de octubre, con cierres de las dos rutas asfaltadas del Chaco, la Transchaco a la altura del kilómetro 375; y la ruta Rafael Franco (que une Pozo Colorado con Concepción) a la altura del kilómetro 370, donde está ubicado el asentamiento comunitario, conocido como Santa Elisa.

Las exigencias concretas son dos: que el procurador general de la República y el ministro del Interior se acerquen a dialogar con la comunidad y sus líderes, en el asentamiento comunitario, Santa Elisa, y que se reinicie inmediatamente el proceso de adquisición de las tierras a favor de la comunidad.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.