Importantes actividades en la comunidad Diez Leguas, de Filadelfia

Pro Comunidades Indígenas realiza importantes actividades en el complejo “Diez Leguas”, la comunidad asentada al sureste de Filadelfia.

Comunidad Diez Leguas. Fotografía: Pro Comunidades Indígenas.

Pro Comunidades Indígenas (PCI) se encuentra realizando importantes actividades en el complejo “Diez Leguas”. Esta comunidad está asentada en un terreno de 5.000 has., a unos 70 kilómetros al sureste de Filadelfia.  Comparte con las aldeas de Diez Leguas Centro, Vista Alegre, Palo Blanco, Karandilla, Martillo y 12 de Junio. Cuenta con 289 familias y cerca de 1240 personas que pertenecen al pueblo Angaité.

Las actividades abarcan el diagnóstico situacional del agua, la construcción y rehabilitación de sistemas de agua en forma de microproyectos, el diagnóstico de los medios de vida y  la georeferenciación de infraestructuras existentes. La colección de datos servirá para la base de datos del Proyecto Chaco Rapére y para la elaboración de mapas comunitarios. En base de estos mapas se puede prever ya situaciones de emergencia en tiempos de sequía.

Los sistemas de agua a rehabilitar o a construir deben ser técnicamente tan simples que pueden ser mantenidos o reparados fácilmente por un responsable de la comunidad. Deben responder también a estándares mínimas de higiene como el sellado sanitario y el cercado de alambre de los pozos que impiden que se ensucie la fuente de agua.

El PCI estará entregando materiales como canaletas, kit de plomería y construcción financiados por el Proyecto Chaco Rapére; los miembros de la comunidad ejecutarán los trabajos de construcción e instalación, de esta manera también adquieren conocimientos necesarias para mantener y reparar instalaciones. Además están previstas capacitaciones en hojalatería, plomería y albañilería en convenio con instituciones públicas.

Medios de vida

Se aprovechan las mismas reuniones con los miembros de la comunidad para recabar datos sobre los medios de vida de las comunidades.

Sobre una de las aldeas informa el técnico Adalberto Martínez: “Identificamos los principales medios de vida que tiene la comunidad. Tiene una chacra de 11 hectáreas en forma comunitaria. Cada una de las 32 familias tiene una pequeña parcela para cultivarla. Los rubros que plantan son: sésamo (que sirve como rubro de renta, con 6 hectáreas), poroto, batata, zapallo, melón, maíz, sandia, sorgo, mandioca y calabaza (distribuidas en 5 hectáreas). Es difícil de determinar la cantidad exacta de los cultivos por rubro porque están mezclados todo juntos. “

“La comunidad está interesada en el acompañamiento del proceso de producción. También buscan medios de conservar los granos que se producen dependiendo del rendimiento que obtenga la producción. Además está interesados en la cría de ganado menor en forma comunitaria.”

El trabajo de la organización con esta comunidad consistirá primordialmente en la asistencia técnica. Actualmente se planea trabajar con los grupos focales de las comunidades (líderes, comunicadores, maestros, promotores de salud) los métodos de conservación de productos, como maíz y poroto.

Comentarios

Publicá tu comentario