El Marco Rector presenta ambigüedades pedagógicas, sostuvo Jesús Montero Tirado

A criterio del sacerdote, el texto carece de componentes filosóficos y antropológicos para una propuesta pedagógica

El religioso, quien participó del programa Acción Radio, emitido por la 1300 AM, Radio Fe y Alegría, destacó las intenciones del proyecto que busca una buena educación integral de los niños en el campo de la sexualidad, formación que nunca se ha ofrecido en las instituciones educativas, relacionada a embarazos prematuros, abortos indiscriminados, intervención de drogas entre otros.

Montero Tirado dijo que en la enseñanza escolar debe estar contemplado el estudio del cuerpo humano en su totalidad, sin omitir los órganos reproductivos. Recordó que en una escuela jesuita de Ecuador se utilizaron libros de anatomía que incluyeron orientaciones sobre las partes reproductivas tanto del hombre como de la mujer, situación que generó rechazo por parte de los padres. Sin embargo los padres tampoco se han animado a enseñar a sus hijos cómo el ser humano vive la vida desde su sexualidad, recalcó.

Jesús Montero Tirado, sacerdote jesuita

En lo referente al documento emitido por el MEC, el sacerdote manifestó que si bien tiene muchas cosas buenas, presenta falencias importantes. En primer lugar enfatizó la denominación de Marco Rector, expresión que no corresponde por el hecho de que nadie puede imponer qué educación dar desde las instituciones educativas, la misma Constitución Nacional garantiza la libertad de enseñanza. Montero Tirado dijo que «Marco Orientador» resulta más apropiado para tratar cuestiones relacionadas a la sexualidad y reproducción, imponer una forma concreta es inconstitucional.

El jesuita cuestionó de igual manera la existencia de fallos fundamentales desde el punto de vista pedagógico como la ausencia de una filosofía educativa. El documento no especifica con qué filosofía se aplicará dicho Marco Rector, respondiendo a las preguntas del qué es, por qué y para qué, no se ve la relación entre los objetivos y las propuestas que se hacen para alcanzar los mismos, ratificó el religioso.

También destacó la ausencia del componente antropológico dentro del documento del Ministerio de Educación, pues el texto no aclara qué tipo de personas se desea formar para la sociedad y el aporte de la educación para lograr tal propósito, según el sacerdote.  “No se puede presentar una propuesta pedagógica sin definir el tipo de persona que quiero  formar, más aún cuando se trata de un tema que tiene relación directa con la vida y la realización del ser humano” recalcó.

Para leer el documento del Marco Rector, aquí.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.