El gobierno de Franco, con estrategia mediática para desviar la atención de la sociedad

La estrategia implica descomprimir las críticas hacia su administración ilegítima, pero sobre todo criminalizar a las fuerzas progresistas que muestran resistencia al proyecto político que nació del golpe de Estado. Empezó con el video que “prueba” que Nicolás Maduro arengó a militares paraguayos y el video que “confirma” que la izquierda es secuestradora.

Las imágenes del video la empezaron a difundir los medios luego de que fuentes oficiales les acercaran. Fuente: Paraguay.com

En este segmento de la historia nacional de tantas interrogantes e hipótesis, lo único claro es que la gran vencedora es la derecha política del país y de la región, que desde la asunción de Fernando Lugo en 2008, buscó blindar sus posiciones, no perder sus privilegios y expandir sus negocios al costo que sea.

Con Fernando Lugo este sector de la economía no perdió un sólo privilegio, y antes que un estadista que conducía al país a paso firme hacia el socialismo, el ex obispo era más bien un jugador molestoso en la cancha por sus indefiniciones, que a veces daban mayor espacio a sectores sociales.

El golpe de Estado no cambió presidente y ministros, cambió protagonismos, proyecto y orientación políticos. Lo que vivimos ahora es una reorientación de la conducción del país en beneficio de los sectores latifundistas, agroganaderos, exportadores, importadores, transnacionales, y recaudadores de los negocios del Estado.

Ahora el gobierno de Franco buscará apurar medidas políticas, legislativas y económicas orientadas hacia ese objetivo, encabezadas por:

  • El aceleramiento de las negociaciones para la instalación de la empresa de aluminios Río Tinto Alcan.
  • La liberación comercial de por lo menos dos cultivos transgénicos más (algodón y maíz).
  • Préstamos internacionales para infraestructura vial y pluvial adecuada para los negocios de la agro-exportación.
  • La modificación de la ley de “Fomento de Inversiones” 60/90, que podría ampliar de 5 a 15 años la exención de pagar impuestos a las nuevas inversiones que se realicen en el país.

Para poder encarar este proceso es fundamental el protagonismo de los medios de comunicación del mismo sector económico y político; para los propietarios de medios, es fundamental un gobierno funcional a sus inversiones, ligadas y entreligadas a los negocios ya citados.

Los medios empresariales cerraron filas en torno al golpe, primero lavando y naturalizándolo en las primeras horas, después mostrando la “normalidad” con que vivíamos los paraguayos/as en los días posteriores.

Ahora la estrategia del sector gobernante-empresario consiste en dar un manotazo a la agenda política y mediática y evitar que la gente siga hablando del golpe de Estado, para que empiece a hablar de otra cosa. Por ejemplo de la “injerencia” de los diplomáticos de Venezuela y Ecuador al arengar a militares paraguayos para que sean fieles a Lugo, cuando todavía se relizaba el juicio político.

O del video donde se le ve a un senador, a un gobernador y a un alto funcionario de Itaipú, todos ligados a la izquierda, compartir una reunión con otros dirigentes de izquierda, posteriormente acusados estos últimos de participar en un secuestro.

Estas dos “pruebas” carecen de rigor, pero pueden llegar a cumplir el papel de hacer que la gente hable del tema, y que vincule las palabras delito, desestabilización, crimen con las fuerzas sociales que repudian el golpe. Cuando es el sector ahora gobernante quien desestabiliza, comete delitos políticos, sociales y hasta golpes de Estado.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.