El teatro en estado de abandono

El pasado 27 de marzo, día mundial del teatro, actores y otros artistas del ámbito marcharon por la dignidad del trabajo teatral en lo que se denominó “La marcha de las máscaras”, llenando de una puesta reivindicativa las calles del microcentro capitalino, con antorchas en mano.

El ámbito teatral viene sobreviviendo en un estado de abandono en los últimos años, nos señala el actor Ever Enciso, de la Comisión Directiva del Centro Paraguayo del Teatro (Cepate), organización que realizó la convocatoria.

Enciso cuenta que habían realizado una convocatoria abierta para una reunión en el Cepate, para hablar de la problemática del teatro, y ahí surgieron las inquietudes, ya arrastradas desde hace tiempo, que fueron expuestas en la marcha.

La Semana del Teatro era una actividad que se había vuelto una tradición, con propuestas de diversas obras, de acceso libre o a precios populares en la semana de recordación del teatro. Sin embargo, el subsidio estatal para esta gran actividad cesó el año pasado y este año. “No tenemos apoyo de ninguna institución, por eso hagamos una marcha”, decidieron, cuenta Ever.

Las reivindicaciones son varias. Una de las principales es el reclamo de la falta de ejecución del presupuesto para el área de teatro en la Secretaría Nacional de Cultura, “que definan planes efectivos para el área de teatro”. Solicitan mayor apoyo al área, con recursos económicos y planes.

Una de las inquietudes también era la necesidad de concretar el aporte al programa del fondo internacional Iberescena, para que los artistas puedan acceder a dicha convocatoria. Esto se retrasó, porque Paraguay no realizó había realizado el aporte que le corresponde. Sin embargo, tras reuniones realizadas esta semana, finalmente se anunció el ingreso del país a Iberescena y que la SNC abrirá convocatoria el próximo 6 de abril.

Enciso también señaló que el fondo municipal para el área desapareció hace un tiempo y nadie sabe qué pasó con ello o a donde van ahora esos recursos.

“Hay muchísimo abandono, no hay políticas ejecutadas para el área de teatro”, dice. “El teatro sobrevive mal, no hay apoyo”. Cuestionó también el desorden con el que definen los proyectos y hacen los pagos en el FONDEC, que puede tardar años en desembolsar recursos, además de apoyar pocas obras teatrales, dice. Además, este fondo no financia partes muy importantes del trabajo, como las investigaciones, el derecho de autor u otros.

En el sector privado el apoyo se “cuenta con los dedos”, pues las empresas apuestan al negocio antes que a la cultura, y las mismas solo van a lo “rentable” para promocionar sus marcas. “El teatro no es para ellos, no apoyan eso”, asegura.

Por otra parte, señaló que muchos artistas han optado por sistemas de cooperativa, donde se reparten la taquilla, para poder hacer las obras.

Foto: El Estudio.

Foto: El Estudio.

Sin beneficios sociales

La mayoría de los actores y actrices no cuentan con seguro médico ni jubilación. Enciso resalta que en 2010 obtuvieron con los gremios de músicos y escritores y otros, la aprobación de la Ley del artista, que les posibilitará a acceder al seguro de IPS, no así a la jubilación. Sin embargo, esto aun no está en marcha debido a la falta de reglamentación. Se conformará una comisión certificadora con representantes de los gremios artísticos, que deberán establecer un reglamento y un catastro de asociados para llevarlos al IPS. Esperan que este año se concrete.

“Vamos a seguir peleando para que se modifique esa ley y se incluya la jubilación”, dice Ever.

El Cepate registra unos 285 socios activos, pero existen muchos actores que no lo integran, además de los que salen anualmente de las escuelas y no hacen parte aun del gremio, por lo que no existe una cifra estimada de la cantidad de actores en el país. Pocos son los que pueden dedicarse netamente a la actuación. Dentro del ámbito, los que mejor suerte tienen hacen tiempo entre la docencia y otras labores del teatro.

A nivel interior, si bien se desarrollan actividades y proyectos teatrales con mucho esfuerzo en varias ciudades, son contadas, señala el actor. “Hay muchas ciudades donde nunca se hizo teatro, gente que nunca vio una obra, no hay fomento”.

“Hicimos esta marcha para hacernos sentir”, resalta finalmente Enciso, “a partir de la marcha del 27 vamos a seguir trabajando para que se cumpla nuestras exigencias”.

 

Comentarios

.
Sin comentarios

Déjanos tu opinión

.