Detienen a dirigente campesino en Tacuatí Poty

Campesino aprehendido ya había sido acusado de formar parte del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) por oponerse a los transgénicos. Las autoridades lo involucran en el asesinato de Luis Lindstron.

Irma Espínola, esposa del dirigente campesino detenido. Imagen: captura de pantalla.

Entre 10 a 15 efectivos de tareas conjuntas, entre policías y militares, ingresaron hoy al asentamiento Tacuatí Poty alrededor de las 3 de la madrugada, según denunciaron, y aprehendieron a Damacio Miranda, dirigente campesino de 26 años.  Lo involucran en el asesinato de Luis Lindstron. La esposa, Irma Espínola, de 25 años, está preocupada y queda con sus dos hijos pequeños.

La fuente que realizó la denuncia no pudo precisar si contaban con alguna orden de ingreso a la casa e indicó que no vio a ningún agente fiscal que haya acompañado el procedimiento.

Recordemos que el caso de Irma tuvo eco cuando, luego del asesinato de Lindstron, los pobladores del asentamiento Tacuatí Poty denunciaron una seguidilla de allanamientos abusivos y fuera del debido proceso.

En aquel entonces ella comentó que su marido no se encontraba en la casa, solo ella con sus niños. Irma había denunciado que en aquel allanamiento, la fiscala Fanny Aguilera arrojó al piso una asadera con chipa guasu porque, según acusó, “ustedes están cocinando para el EPP”. Revolvieron toda su casa y llevaron fotos de sus hijos y de su marido. Ya después esa foto salió en el diario diciendo que él es miembro logístico del EPP.

Además, según el testimonio, el comisario Ovidio Benegas, de la comisaría 10ª de Tacuatí, acusó al esposo de Irma de estar en contra de la plantación de soja y las fumigaciones y que eso lo convierte en un sospechoso de formar parte del EPP.

Con la modificación de la Ley de Defensa Nacional y Seguridad Interna el presidente Horacio Cartes fue facultado para utilizar a las Fuerzas Armadas en cuestiones de seguridad interna, específicamente en el marco de la supuesta lucha contra el EPP. Hasta ahora se realizaron varias denuncias de amedrentamiento y abusos contra la ciudadanía, que incluyen el ingreso de los militares a las escuelas para «interrogar» a niños, y detenciones arbitrarias y extorsivas que incluían la exigencia de abonar hasta 3.000.000 de guaraníes para la posterior liberación.

En contrapartida, en su primera prueba de combate al delito las fuerzas de seguridad salieron aplazadas, ya que no pudieron atrapar a 3 delincuentes comunes, presuntos abigeos o asaltabancos, que evadieron una barrera policial a tiros y se internaron en el bosque el martes pasado en Yataity del Norte, departamento de San Pedro. Como el hecho ocurrió en horas de la madrugada, los militares esperaron la luz del día para ingresar al monte, por lo que los presuntos delincuentes huyeron. Autoridades policiales no descartaron que se haya tratado de polibandis por los objetos incautados en el vehículo abandonado, como chalecos antibalas, placas policiales, radio con frecuencia policial, entre otros objetos.

Fuente: Serpaj Py

 

Video del testimonio de Irma de junio pasado sobre el allanamiento en su casa

 

Comentarios

Publicá tu comentario