De nuevo en discusión la privatización de los aeropuertos

En breve se deberá decidir si se entregan los aeropuertos a manos privadas o si el Estado debe modernizarlos, con capital propio.

Tras varios meses de silencio y ante la incierta situación en que había quedado el proyecto de ley que decide la privatización de los aeropuertos de nuestro país, los privatistas volvieron a la carga y presionaron para que la Cámara de Diputados apruebe finalmente el proyecto y lo sancione inmediatamente.

La ley, que había sido presentada por el gobierno a través del ex ministro del MOPC, Efraín Alegre, quedaría, entonces, en manos del presidente Fernando Lugo quien tendría dos opciones: promulgarla o vetarla.


Los privatistas volvieron a la carga y presionaron para que la Cámara de Diputados apruebe finalmente el proyecto y lo sancione inmediatamente.

Los sindicatos de la Dirección Nacional de Aeropuertos Civiles  (DINAC) se pronunciaron y se movilizaron en contra de la privatización por considerar que sería una entrega del patrimonio nacional al capital privado trasnacional.

Las organizaciones sindicales propusieron revivir un “Plan Maestro”, que hace ya cinco años se había presentado con la aprobación de la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI), organismo de las Naciones Unidas que se encarga de promover y unificar todos los reglamentos y normas que rigen la aeronáutica mundial.

¿El aeropuerto para los sindicalistas?

El martes último, la Cámara de Diputados debía tratar el proyecto privatizador pero no pudo por haberse quedado sin quórum.

Nuevamente quedó parado el proyecto y la protesta de los privatistas no se hizo esperar. Los medios de comunicación empresariales comenzaron de nuevo su campaña de desprestigio de los sindicatos y de todos aquellos que rechazan la entrega del patrimonio del Estado.

“El aeropuerto es prioridad y está por encima del interés de políticos y sindicalistas”, afirma el diario Última Hora en su editorial mientras que La Nación afirma que lo que se pretende es que el Silvio Pettirossi “quede en manos de sindicalistas”. “Todo lo recaudado por la Dinac será manejado por los sindicalistas de la entidad”, sostiene.


“Estamos preparados para discutir y dialogar, pero también para salir a la calle a defender los puestos de trabajo de los compañeros y al Estado paraguayo en su soberanía”, dicen los sindicalistas

Para los sindicatos debe ser el Estado paraguayo quien, sin perder su soberanía, lleve adelante la modernización de los aeropuertos. “Nosotros seremos los contralores del buen andar del proyecto”, dijo Leonardo Beraud, secretario general del Sindicato de Empleados y Obreros de la DINAC (SEODINAC).

Beraud consideró que los diarios manipulan “abierta y burdamente” la información y explicó que según el Plan Maestro, será la DINAC la encargada de llevar adelante el proceso de modernización y su posterior manejo.

“La DINAC es un órgano del Estado, paraguayo no de los sindicalistas”, dijo.

Explicó la labor de los sindicatos fue sacar a luz este Plan Maestro que estaba dormido. “Es un Plan Maestro que costó más de 500 mil dólares al Estado y está aprobado por la OACI y que puede tener miles de variantes. Lo importante es que la DINAC será quien financie la modernización de los aeropuertos con fondos propios, aseveró.

Según el sindicalista, “la DINAC tiene alta solvencia económica y es esa alta rentabilidad  la que se quiere pasar a manos privadas, para enriquecer a unos cuantos en desmedro del Estado paraguayo”.

¿En Brasil, la izquierda concesiona?

El dirigente sindical se refirió también a la afirmación de que en Brasil “la izquierda está concesionando los aeropuertos”.


“Nosotros nos mantenemos firmes en nuestra postura: No a la concesión, no al remate de bienes del Estado paraguayo”, aseguran los trabajadores de la DINAC

“Están tergiversando”, dijo tajantemente. “Concesionan áreas comerciales del aeropuerto con el compromiso de la parte privada de invertir en el crecimiento de los aeropuertos. Lo que sería la parte de afuera. Pueden hacer shoppings, cines farmacias, heladerías, lo que sea, en las áreas comerciales·, explicó.

En ese sentido, fue claro al afirmar que no se entrometen con los servicios aeroportuarios que es adonde están los empleados de Embraer, al contrario de lo que ocurriría en nuestro país pues aquí se pretende concesionar los servicios aeroportuarios, que da muchísimo dinero.

“Acá, las manos privadas quieren meterse justamente donde hay compañeros trabajando. Sabemos que eso va a significar el despido masivo y nosotros no lo vamos a permitir, de ninguna manera”, aseveró.

En pie de guerra

Desde un principio los sindicatos se opusieron a la privatización, que con el nombre de “concesión”, los privatistas quisieron hacer aprobar en el Congreso.

“Nosotros nos mantenemos firmes en nuestra postura: No a la concesión, no al remate de bienes del Estado paraguayo, nos mantenemos en que el Estado puede y debe porque está obligado a modernizar los aeropuertos con recursos. Hay suficiente dinero”, aseguró Beraud.

“Estamos expectantes y en Asamblea Permanente. Estamos atentos por si ese proyecto pasa al presidente de la República. Pensamos que Lugo tiene una sola opción que es la de vetar totalmente el proyecto de ley. Estamos preparados para discutir y dialogar, pero también para salir a la calle a defender los puestos de trabajo y al Estado paraguayo en su soberanía”, manifestó finalmente.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.