Consultores de «portafolio» fraguan exigencias mediombientales

La producción de arroz a gran escala está secando humedales de vasta zona del país. El Yhaguy se está secando. El Tebicuary también sufre el desvío de importantes caudales. “Hay corrupción en la SEAM y este organismo tampoco tiene una estructura nacional. Hay consultores de portafolio que llenan exigencias sin hacer estudio de campo”, dice el senador Sixto Pereira.

El  Establecimiento Agropecuario Vanguardia S.A., propiedad de Aldo Zuccolillo Moscarda, bombea y canaliza agua del río Yhaguy, que muestra un nivel bastante frágil actualmente, en la ciudad de Arroyos y Esteros. Los motores que bombean el recurso hídrico hacia los cultivos de arroz se encontrarían hacia la altura del kilómetro 73 de la Ruta 3, General Elizardo Aquino, en el departamento de Cordillera. El río Yhaguy se está secando como consecuencia del desvío que realizan los arroceros, según los denunciantes.

Los motores que bombean agua del Yhaguy al establecimiento de Zuccolillo, según la denuncia.

Este es un caso concreto, pero en la región existen varias empresas que hacen lo mismo.

El senador Sixto Pereira sostiene que varios humedales que irrigan pequeños y medianos campos se están secando. Varios departamentos están siendo afectados por esta situación, ratifica. Y denuncia: “hay corrupción en la Secretaría Nacional del Ambiente y tampoco este organismo tiene estructura nacional suficiente para verificar y controlar la producción extensiva del arroz y todas las consecuencias para el sistema hídrico y la salud humana”.

Recuerda que en Juan de Mena, una empresa que usa en forma indiscriminada el cauce hídrico que, aún con la denuncia de los pobladores a la Fiscalía, “no se avanza en la regulación en ese sentido”.

Para la producción arrocera se deben verificar la superficie, qué tipo de agro tóxicos usar, de dónde y cómo se utilizará el agua. “Pero ocurre que hay “consultores de portafolio” que no hacen estudios de campo. Son consultores contratados por las propias empresas que llenan planillas de exigencias medioambientales sin verificar la zona”.

Además, se llenan planillas de los productos –habilitados por la SEN- que se utilizarán, sin que luego se verifique, en el campo, si usan esos u otros productos. “Adecuan en las planillas de los agro tóxicos habilitados. Los productores generalmente buscan el lucro y descuidan la salud de la población”.

Comentarios

Publicá tu comentario