Camilo ratificó en juicio que legisladores actuaron como mafia

En juicio oral y público por difamación y calumnia impulsado por diputado López Chávez.

El juicio entablado por López Chávez a Soares.

Camilo Soares fue ayer hasta el Palacio de Justicia para afrontar, en su segundo día,  el  juicio oral y  público por difamación y calumnia entablado por el Diputado oviedista José López Chávez.

Los abogados querellantes y de la defensa presentaron los alegatos correspondientes ante la jueza Elsa García, quien atiende el caso.

Los querellantes se reafirmaron en que la publicación del Diario ABC color del día 26 de febrero de 2009, en la que Camilo declara que los que miembros de la Comisión Permanente del Congreso actúan como un grupo de mafiosos que trafican con sus influencias para presionar a fiscales y jueces, fueron vertidas contra la persona del Diputado López Chávez.

Los mismos argumentaron que su cliente sufrió ataques sistemáticos por parte del acusado en declaraciones a la prensa, que afectaron su honor y reputación, ya que el mismo gozaba de “buena fama” en su carácter de diputado.

Solicitaron a la juez que el demandado abone la suma de 200 millones de guaraníes, como así también la condena privativa de libertad de dos años.

El dirigente del P-MAS en las declaraciones frente a la jueza, apuntó que en las afirmaciones hechas a la prensa en ningún momento fueron en alusión directa al demandante, así mismo dijo que muchos legisladores ejercen presiones a los órganos encargados de velar por la justicia. También se volvió a ratificar en que los legisladores actuaron como si fueran una mafia,  porque pretenden callar las  opiniones críticas que se hacen hacia el parlamento.

Así mismo manifestó que las expresiones se dieron en el marco del debate político, donde todas las personas tienen el derecho constitucional de dar opiniones, criticas, sin limitaciones, sin embargo, con esta demanda tratan trasladar la discusión que se da en la arena política al campo judicial.

La defensa del ministro con permiso de la SEN, manifestó en su alegato final que la denuncia carece de todo sustento, que “no existe ninguna calumnia, es una simple opinión, la opinión está fuera de limitaciones”. Afirmó que no existen pruebas que demuestren que lo que Soares declaró es mentira.

Luego de más 3 horas de oír las argumentaciones de las partes, la jueza decidió  elevar el juicio a un cuarto intermedio, motivo por el cual el miércoles 23 de este mes estaría dictando su sentencia.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.