Breve biografía no autorizada de Aldo Zuccolillo

Reeditamos una semblanza del director de Abc color, para poder entender sus contradicciones e intereses.

Por Miguel Armoa

El pequeño Aldito siempre fue un testarudo. Cuando Don Antonio Zuccolillo lo regañaba, el golpeaba la cabeza contra la pared para desahogar su rabia, encendido. El viejo italiano le advertía entonces, “!te vas a romper la cabeza!”. Entonces, el niño le retrucaba molesto: “!nooo, mi cabeza es de acero!”.

Ese niño de familia acomodada, se convertiría luego en uno de los más importantes e influyentes empresarios del país. Descubriría con el tiempo otras maneras más eficaces de canalizar su ira y obtener sus intereses. Cambiaría esa dura pared por una empresa periodística, conservando siempre la cabeza de acero para los arrebates de ira.

La familia Zuccolillo era parte del entorno de Stroessner. Su principal vínculo: Conrado Pappalardo, el cuñado, era ceremonial de Estado del dictador. En 1974 el hijo de Antonio «Tuco» Zuccolillo, Hugo Fernando, enlazó con la hija del dictador, María Olivia. Según documentos encontrados en los archivo del terror, Julio César Zuccolillo, el otro hermano, era pyrague. Antonio Zuccolillo fue designado embajador de Stroessner en Londres en 1980. Fuente ABC MIENTE

“Abc él abrió como negocio, pero con el tiempo se dio cuenta que la prensa es un poder político tremendo y se convirtió en un político. Así manejo Abc, como empresario y como político”. Esta apreciación del ex senador liberal Fermín Ramírez es muy significativa, pues desde que Zuccolillo tomó el poder mediático obtuvo una bancada vitalicia en la política nacional, llegando a jugar un papel preponderante. Así lo corrobora el senador Alfredo Jaegli, quien admite que Zuccolillo, a través de su medio, marca la agenda de los políticos.

Aldo Zuccolillo es hijo del inmigrante italiano Antonio Zuccolillo Abbondante. Se dedicó desde muy joven a trabajar en las empresas de su padre, junto a sus hermanos Antonio y Julio César. Desde 1946 ya recaudaban vertiginosamente en la Ferretería Americana (hoy Nueva Americana), así también en la Perseverancia, entonces la carpintería más importante de Asunción. Con los años, la familia multiplicaría su imperio económico.

El periodista

Desde 1967, con el nacimiento de Abc Color, Aldo Zuccolillo se convirtió en el empresario periodístico más influyente del país. Este rango, le concedería desde entonces una intachable imagen de luchador por la justicia. Al parecer no es tanto así:

Un retirado sindicalista de la hidroeléctrica Yacyreta, que había destapado hechos de corrupción en la entidad a través de Abc Color durante el gobierno de Nicanor Duarte Frutos, recuerda como se le rompió la imagen idealizada de ese Zuccolillo.

El mismo “Acero” se comprometió a darle apoyo según el testimonio. Supuestamente, en pleno proceso de denuncias, un día Abc le cerró las puertas, y su caso pasó al archivo. Al reclamarle el hecho a uno de los periodistas allegados al director, este le confesó: “el viejo (Zuccolillo) tranzó”. “No podía creer, pero después descubrí que es así como se maneja, el viejo pega, pega, pega y después tranza”. Según el mismo, en ese entonces Alberto Alderete, Ministro de Obras Públicas del gobierno de Nicanor había pagado 1 millón de dólares para que Abc saque “informaciones positivas” en sus páginas acerca de su gestión. Entonces Alderete tenía en mente ser el candidato de la ANR para las presidenciales del 2008 por lo que quería limpiar su imagen, la pugna interna posteriormente lo truncaría.

El empresario

La imagen de Zuccolillo va asociada por lo general a un empresario y periodista exitoso, valiente, honesto, desinteresado, luchador… Sin descalificar esas apreciaciones, la suciedad oculta bajo la alfombra del palacio nos muestra otra cara.

El periodista Idilio Méndez* afirma en su libro los Herederos de Stroessner que en 1989­­ Zuccolillo fundó una sociedad con Juan Carlos Wasmosy para la creación de Telsat S.A., empresa dedicada a la transmisión televisiva por cable. Se sumaría a esta sociedad el hoy prófugo por homicidio Luis Raúl «Gusano» Menocchio (conocido criminal preso en Argentina acusado de múltiples asesinatos), que llegaría a dirigirla. La empresa sería después demandada por piratear señales de empresas transnacionales.

En su libro, Méndez afirma que Zuccolillo habría creado cortinas de humo para evitar investigaciones de saqueos perpetrados durante el gobierno de Wasmosy. Es citado el testimonio de un familiar que afirma que el mismo Aldo Zuccolillo habría afirmado en una reunión familiar que “la publicación sobre la cuenta secreta de Wasmosy también afectaba al entorno familiar”, en alusión a Conrado Pappalardo (estas investigaciones fueron censuradas en los medios).

Zuccolillo y la dictadura

Una historia apartes es la historia de Aldo Zuccolillo y sus vinculos con la dictadura, como puede verse en este artículo: http://ea.com.py/abc-color-y-stroesnner/

Empresas de la familia Zuccolillo:

Financiera Atlas S.A.

Inmobiliaria del Este

Consultora Atlas

Hotelera Atlas S.A.

Silpar (anteriormente La Perseverancia)

Imprenta Mercurio

Núcleo S.A (Personal)

La Metalúrgica

Mariscal López Shopping

Shopping Mariano

Zusa SACI(empresa dedicada a la ganadería y el rubro de combustibles)

Pety S.A.

y hasta hace poco unos años la cadena de supermercados Superseis, entre otros.

Comentarios

3Comentarios

  • Avatar
    Juan pueblo
    31 marzo, 2016

    Por que será que nadie opino aun por este informe!!!? Okyhyje Zuco fui lo mita

    • Avatar
      Ada
      28 mayo, 2016

      Juan Pueblo , nadie responde porque es archiconocido que Zuco no tiene escrupulos para usar y abusar de abc para sus fines personales, familiares y de sus otras empresas

  • Avatar
    Otro Juan Pueblo
    6 mayo, 2016

    Demasiada poca informacion todavia…
    Ha de tener 90 años por ahi ya. Algo mas para contar ha de haber

Publicá tu comentario