Huelga de médicos: Cartes no quiere dar porque no quiere

El pasado jueves 4 de setiembre, el Presidente Horacio Cartes respondió a los reclamos de los médicos que están llevando adelante una medida de presión, “no puedo darles lo que no tengo”, refiriéndose a la falta de recursos financieros. Los gremios médicos están realizando una medida de presión solicitando el aumento del doble del presupuesto actual para salud, mejoramiento de la infraestructura hospitalaria y la disponibilidad permanente de medicamentos e insumos, en beneficio de los que acuden a dichos centros asistenciales que son personas de escasos recursos que no pueden pagar un seguro médico privado.

La respuesta dada por Cartes a los médicos es improcedente y demuestra su incapacidad para entender que él es el gobierno y que no existe otro gobierno al que puede trasladar la responsabilidad de buscar medios y recursos para atender el legítimo reclamo de los médicos, que al final son el lacerante ruego de millones de paraguayos, hombres, mujeres y niños que no quieren morir, por la falta de atención médica. Es improcedente la desubicada respuesta, porque Cartes no puede darle a la población pobre que reclama mejores condiciones de salud, porque si no tiene, es porque no quiere. A fines del año 2013, dictó el decreto Nº 487 por el cual rechaza totalmente le ley que grava la exportación de granos en estado natural (soja, maíz, girasol y trigo), que le iba a generar 300 millones de dólares al año, para atender diversos aspectos sociales entre los que está la salud. El Congreso le había puesto esos recursos en sus manos, pero él los rechazó. Y los rechazó a sabiendas de que ese dinero podía prevenir muchas enfermedades y evitar muchas muertes. Y ahora dice que no puede dar porque no tiene. Cómo va a tener si ha rechazado el dinero? En realidad no tiene porque no quiere.

Por otro lado, su Ministro de Salud Antonio Barrios, antes que buscar alternativas de solución a los reclamos de los médicos, recurre a la sempiterna actitud policíaca aprendida en los cuadros policiales, con declaraciones tales como que “ya están muy bien  individualizados los cabecillas”; “los cabecillas son izquierdistas”. Ha dictado medidas de represalia contra dos médicos por haber apoyado la medida de presión y ha amenazado con realizar descuentos a los médicos que apoyan la medida de fuerza. Pero Barrios es un policía de los viejazos, pues los actuales miembros de la policía nacional constantemente están declarando que los problemas sociales no se solucionan con medida policiales.

Para rematar su torpeza, el pasado domingo, envió a un grupo de directores de su confianza a la asamblea de los gremios médicos que debía realizarse ese día. Pero estaba desinformado de que la asamblea había sido suspendida y el local estaba cerrado. Ante esta situación, dicho grupo de alrededor de 30 personas, realizó un acto en la calle, y “declararon levantar la huelga”, sin darse cuenta que los mismos no son huelguistas ni pertenecen a los gremios en huelga.

El reclamo de los médicos es el reclamo de millones de hombres, mujeres y niños que claman por el respeto del derecho a la salud, del derecho a la vida, los mismos derechos que tienen Cartes y su ministro de salud.

Comentarios

.
Sin comentarios

Déjanos tu opinión

.
Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.