Bañadenses denuncian extorsión electoral

El grupo Mil Ocho Once denunció que los bañadenses están siendo extorsionados por operadores políticos, fundamentalmente del Partido Colorado, que piden votos a cambio de poner a disposición camiones para mudanzas a fin de resguardarse de las inundaciones. Así también ofrecen chapas y terciadas así como dinero en efectivo como 50.000 guaraníes por voto, según la denuncia, de cara a las internas del próximo domingo.

A esto se suma el reparto de víveres con eslóganes del candidato oficialista a la presidencia de la Asociación Nacional Republicana (ANR), Pedro Alliana, e incluso la venta de materiales de parte seccionaleros como el vicepresidente de la seccional colorada número 45, Florencio Ocampos.

Por su parte, en un contacto con el programa de la Revista Acción del CEPAG, trasmitido por radio Fe y Alegría, Carlos Pérez señaló que los pobladores ribereños mantuvieron una reunión con funcionarios de la Secretaría de Emergencia Nacional (SEN) y del Consejo Municipal de Emergencias y Desastres de Asunción (Comueda) a fin de coordinar trabajos de asistencia. En cambio, dijo que a raíz de la resolución del intendente Arnaldo Samaniego que prohíbe que los damnificados se ubiquen en lugares públicos las personas que se ubiquen en plazas o paseos centrales no recibirán ninguna ayuda estatal, de acuerdo a lo manifestado por los funcionarios.

Sin embargo, puesto que muchas familias se encuentran completamente bajo agua y los niños están expuestos a enfermedades y alimañas, muchas decidieron ubicarse en lugares como la plaza Japón y la avenida 21 Proyectadas en vista de que los refugios habilitados no dan abasto.

En un contacto con radio Monumental, José Luis Ávila, director de Hidrología de la Administración Nacional de Navegación y Puertos, señaló que el nivel del río Paraguay se encuentra actualmente en 5,80 metros, una crecida superior a lo previsto, pero aseguró que la situación se mantendría estable a raíz de la escasa probabilidad de lluvia para los próximos días.

Si bien la crecida de este año no llegó a las proporciones del 2014, en Asunción unas 32.000 personas tuvieron que abandonar sus casas para ubicarse en refugios provisorios, de acuerdo a datos oficiales.

Comentarios

Publicá tu comentario