A seis meses del mayor y más descarado despojo de la voluntad popular

En la trigésima semana del Golpe de Estado. Se cumplen seis meses del mayor y más descarado despojo de la voluntad popular en la historia de este país. Medio año en que hemos retrocedido en el tiempo de una manera que no tiene nombre. 

«Fantasía en tinto oscuro», por Roberto Goiriz.

30 semanas en estar soportando la verguenza mundial de tener en el cargo más importante de la República al mayor de los ineptos y necios, garrapata polítiquera aferrada a la silla presidencial.
Un sitio que solamente ocupa gracias a la rosca mafiosa y sanguijuela instalada en el agujero putrefacto del congreso legionario. Un puesto que ni en diez universos paralelos lo hubiera obtenido si de veredicto de las urnas se tratase.
«Vamos a cortar las manos de los corruptos» dice el mediocre Florero mientras nombra a diestra y siniestra parientes y correligionarios suyos, parasitando aún más los puestos públicos.

«Río Tinto Alacrán traerá progreso al país» repite como loro el traidor de la patria y entre gallos, medianoche y entre cuatro paredes regala no solamente la soberanía nacional sino también el medio ambiente y la mano de obra de los paraguayos.

Haciendo gala del desesperado intento por disfrazar el evidente hecho de que no ha hecho absolutamente nada desde su asalto al poder, salvo convertir al Paraguay en un país ninguneado por el 99% de las naciones del mundo, se ufana de inverosímiles logros. Posandocon lacayos y adulones patéticos como él celebra el récord de energía de Itaipú, algo que ni el mismísimo Nicanor Duarte Frutos, el egocentrismo por antonomasia, hizo durante su mandato.

Para intentar disimular su absoluta inutilidad, el vacío (mental) Florero posa con estúpida sonrisita ante las cámaras mientras inaugura obras iniciadas en el gobierno que él y sus secuaces se encargaron de derrocar. Aunque no ha puesto un solo ladrillo desde su asalto al poder habla de progresos de la nación mientras cierra comedores de niños, niega el derecho a la salud pública gratuita en hospitales, destruye proyectos de comunicación pública e inclusiva, se rodea de verdaderos asnos en su entorno (él mismo para empezar) y con cara de piedra argumenta que estamos viviendo en democracia en su dictadura de cartón que hace pasar verguenza a esta nación.

El circo del Fraudulento seudocabeza de estado es aplaudido por la Feprinco y la UIP que celebran con gozo inconmensurable la instalación de su monigote que les asegura mayor impunidad para seguir pisoteando los derechos de los trabajadores. El famélico espectáculo del pirata del palacio de gobierno es celebrado por los sojeros, ganaderos, la rosca mafiosa y los miserables gusanos rastreros que añoran y esperan al siguiente dictador para besarle las botas y bajarse los pantalones.

Seis meses basados en una masacre orquestada para derribar el veredicto de la voluntad popular. Cuerpos que sirvieron para que los carroñeros nadaran a gusto en esa sangre y clavaran sus fauces en el corazón de la patria vilipendiada. Una matanza que tiene el nombre de doce campesinos preguntándose aún ¿Que pasó en Curguaty? a pesar de la aviesa y cómplice ineptitud del fiscal que expone al país a una sanción internacional. Sangre derramada en la cual los asaltantes del poder intentan ocultar sus manos sucias de tanto robar.

Y sin embargo, y muy a pesar de ellos, nos movemos.

Comentarios

Publicá tu comentario

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: Las solicitudes de API se están retrasando para esta cuenta. No se recuperarán nuevas entradas.

Inicia sesión como administrador y mira la página de configuración de Instagram Feed para obtener más detalles.